Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 1996/02/19 00:00

EN SUS MARCAS

A menos de seis meses del comienzo de los Juegos Olímpicos en Atlanta, en Colombia nadie sabe a ciencia cierta qué deportistas representarán al país en este evento.

EN SUS MARCAS

HACE EXACTAMENTE 100 AÑOS EL francés Pierre de Coubertin dijo en Atenas, Grecia, durante la inauguración de los primeros juegos olímpicos de la era moderna, que lo importante no era ganar sino participar. Hoy, cuando faltan menos de seis meses para comenzar Ios últimos juegos olimpicos del siglo XX, para nadie es un secreto que la famosa frase de Coubertin, que pretendía resumir el espíritu de las olimpíadas, es letra muerta. Hoy por hoy. Lo único que les importa a los participantes es ganar.
Por eso es que a menos de 180 dias de encenderse. la llama olímpica en Atlanta algunos colombianos no dejan de preguntarse insistentemente sobre quiénes serán los compatriotas que los representarán. Y es que para ellos resulta increíble que faltando tan poco tiempo para el máximo evento deportivo del planeta en Colombia muy pocos están enterados de cómo se ha planeado la participación del país en este evento Mientras algunas naciones, como Cuba, tienen definidos desde hace varios meses la mayoría de los 250 atletas que competirán en los olímpicos, quienes durante los próximos meses sólo se dedicarán a perfeccionar y ultimar detalles de su participación, Colombia usará parte de ese tiempo en escoger la nómina definitiva de los Participantes.

SOLO LOS MEJORES
El país aspira a participar en 10 de las 30 disciplinas que estarán en disputa en Atlanta (ver recuadro). Sin embargo, en este momento sólo existe plena seguridad de competir en nueve, ya que únicamente hasta que termine el preolímpico de Argentina podrá asegurarse o descartarse la asistencia de la selección de fútbol, que desde febrero luchará por uno de los dos cupos que existen para representar a Suramérica en el evento. Según el Comité Olímpico Colombiano-COC-, la delegación estaría compuesta por 70 deportistas si clasifica el fútbol y 50 de no lograrlo.
A excepción del fútbol, las demás disciplinas ya habían asegurado su asistencia desde el año pasado, pues Ios deportistas de estas federaciones alcanzaron en diferentes torneos las marcas mínimas para participar en Atlanta. Pero surge entonces una pregunta, ¿por qué sólo el 15 de mayo, fecha límite para enviar la lista definitiva de deportistas a Atlanta, podrán conocerse los nombres de quiénes representarán al país? Parte de la respuesta está en manos de las federaciones, porque si bien es cierto que ya existen unas listas de preseleccionados, éstas esperarán a participar, entre febrero y mayo, en importantes competencias internacionales para hacer una selección más específica con el objetivo de llevar solamente a aquellos deportistas que tengan posibilidades reales de conseguir una medalla, o al menos de quedar dentro de los ocho mejores de cada disciplina. A pesar de que muchos colombianos dan por segura la participación de deportistas como Ximena Restrepo o María Isabel Urrutia en atletismo; Bernardo Tovar en tiro y Alejandro Bermúdez en natación, entre otros, las federaciones y el COC han preferido no asegurar ningún nombre hasta tanto hayan terminado con la selección definitiva durante los próximos meses.
La otra parte de la respuesta está en manos del gobierno, ya que en las primeras semanas de 1995, por medio de la Ley 181, se había comprometido a entregar recursos económicos cercanos a los 3.000 millones de pesos. Este dinero estaría destinado a asegurar que los deportistas preseleccionados pudieran participar en importantes competencias internacionales con el fin de que sus respectivas federaciones lograran establecer, durante ese año, la lista final de los deportistas. Pero con lo que no contaron ni Coldeportes, ni el COC, ni las federaciones, fue con que el presupuesto nacional aprobado para el año pasado hubiera sido sancionado antes de que la ley saliera. En conclusión, el dinero que debía llegar en 1995 sólo apareció este año.

OPTIMISMO ANTE TODO
Aunque esta selección final pueda parecer hecha sobre el tiempo o a última hora, ni las federaciones ni el COC ven en esto un motivo de preocupación. Y aparentemente tienen razón para estar tranquilos, porque la participación de Colombia para estos olímpicos será diferente de las oportunidades anteriores.
Según Alberto Ferrer, secretario general del COC, "el nivel y la preparación de los deportistas para Atlanta es muy superior porque, a diferencia de las otras participaciones, en donde los deportistas se conformaban con el simple hecho de clasificar y al llegar a los juegos parecían como en un paseo, en esta oportunidad sólo irán aquellos que puedan llegar a las finales".
A diferencia de la participación colombiana en Barcelona 92, la preparación para Atlanta es una de las más completas de todos los países que competirán en los juegos de este año. Mientras la mayoría sólo ha podido foguear a sus deportistas en competencias locales o regionales, Colombia es una de las pocas naciones del mundo que desde 1992 ha tenido la oportunidad de preparar a sus atletas en ciclos olímpicos cada ocho meses. Los colombianos han participado desde hace cuatro años en juegos Bolivarianos, Centroamericanos, Suramericanos, Panamericanos, Iberoamericanos y del Pacífico, todo como parte de una estrategia para llegar lo mejor posible a Atlanta. Y aunque el nivel de estos eventos no es el mejor, el hecho de haber competido todos los años internacionalmente da, sin duda, mayor preparación. Por esto el COC confía en que el poco tiempo que falta será suficiente para acabar de prepararse y lograr buenas metas. Ojalá tenga razón y dentro de unos meses no esté dando explicaciones de por qué Colombia no hizo nada en los Olímpicos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.