Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 1997/11/17 00:00

LA HAZAÑA

Por primera vez en la historia un colombiano, Edgar Rentería, es protagonista en una serie mundial de beisbol. SEMANA habló con él y con Liván Hernández, el lanzador estrella de los Marlins.

LA HAZAÑA

Hasta hace apenas dos meses el millonario comerciante Wayne Huizenga estaba decidido a vender su equipo de béisbol, los Marlins. La baja asistencia de público lo tenía al borde de la ruina. Sin embargo, en contrade todos los pronósticos, y después de que el año pasado Huizenga invirtiera cerca de 100 millones de dólares en reforzar la nómina de la novena de Florida para atraer fanáticos, desde el sábado pasado los Marlins están disputando frente a los Indios de Cleveland el mayor sueño de cualquier equipo de béisbol: la Serie Mundial. El equipo ya no está en venta y el estadio está a reventar. Los Marlins se convirtieron en el primer equipo en la historia que no sólo llegó en apenas cinco años de historia a disputar al clásico de otoño sino que es la única novena que alcanza estas instancias después de haber entrado a través de un wildcard, que permite al mejor segundo de las tres divisiones entrar en la disputa por el banderín de la Liga Nacional. Llegaron sin favoritismoy rodeados de incertidumbre. Durante la temporada regular pocos creyeron en ellos. Pero la semana pasada, después de haber derrotado al que es considerado el mejor equipo de los años 90, los Bravos de Atlanta, no pocos se dieron cuenta que este equipo que no tiene superestrellas era algo especial. Al fin y al cabo habían demostrado que los partidos los ganaban más a punta de corazón y de ganas que de técnica. Y ese es el sello de los campeones. Además, este equipo dejó ver que sin ser muy brillante a la ofensiva o a la defensiva tiene una inmensa cualidad en el béisbol: su consistencia. Dentro de esta novena, que aun si no gana la Serie Mundial ya ha entrado a la historia del béisbol, hay dos hombres que se han destacado y acaparado los elogios de los críticos, el cubano Liván Hernández _declarado el jugador más valioso (JMV) de la serie por el banderín de la Liga Nacional_, y el colombiano Edgar Rentería_quien fue escogido como el segundo JMV_. SEMANA habló con ellos poco antes del primer partido de la Serie Mundial.
Semana: ¿Los Marlins pueden ganar la Serie Mundial?
Edgar Rentería: Claro que hay chance. Sólo hay dos equipos y nosotros tenemos un muy buen equipo y se nos pueden dar las cosas. Además la serie es más corta.
Semana: ¿Cuáles son las fortalezas y debilidades de los Indios?
E.R.: No conozco nada sobre los Indios. Nunca estuve pendiente de la Liga Americana
Semana: ¿Cómo deben jugar los Marlins frente a los Indios para vencerlos?
E.R.: Hay que jugar bien, fuerte e inteligentemente.
Semana: ¿Es una ventaja arrancar de locales?
E.R.: Sí es una ventaja. Son dos juegos aquí. En la casa es mejor jugar bien, hay más chance y se puede asegurar el camino.
Semana: ¿Cuál gana la Serie Mundial, el equipo que tenga la mejor ofensiva o la mejor defensiva?
E.R.: Creo que ambos estamos parejos y el que juegue bien es el que va a ganar. Son buenos equipos los dos.
Semana:¿Cree que el ser novatos en la pelea por la Serie Mundial puede llegar a ser una desventaja?
E.R.: Nos gustan los equipos grandes para vencerlos y no creo que sea una desventaja.
Semana: ¿A cuál jugador de los Indios considera como el mejor?
E.R.: No sé nada de ninguno de ellos.
Semana: Hay jugadores que llevan 10 años como profesionales y nunca han llegado a una Serie Mundial. Usted con tan sólo 22 años y dos temporadas como profesional ya llegó a una. ¿Cuál cree que ha sido la clave del éxito?
E.R.: Yo creo que la perseverancia y el trabajo están empezando a dar sus frutos y esto es muy grande para mí.
Semana: Si gana la Serie Mundial usted habrá cumplido, a los 22 años, el sueño por el que todos los beisbolistas profesionales esperan toda una vida. ¿Qué vendría para usted después?
E.R.: Simplemente pasará un año más, voy a cumplir 23. Y eso sería grande para mí. Una alegría inmensa y un hit en el que se vería el trabajo y el esfuerzo de tanto tiempo.
Semana: ¿Cuál fue la clave para que los Marlins derrotaran al que es considerado como el mejor equipo de la década, los Bravos? ¿En que fallaron ellos y en qué acertaron los Marlins?
E.R.: La clave estuvo en que el pitcheo fue bueno, jugamos sin errores, inteligentemente, y los Bravos no batearon. Nuestro pitcheo fue tremendo y por eso ganamos.
Semana: ¿Son mejores los lanzadores de la Liga Nacional o los de la Liga Americana?
E.R.: De Atlanta todos los pitchers me parecen buenos. La Liga Americana se conoce por el bateo y no por el pitcheo.
Semana: ¿En algún momento los intimidó el hecho de tener que definir el banderín de la Liga Nacional frente a los Bravos?
E.R.: No, por el contrario, los queríamos a ellos. Nos le podíamos medir a cualquiera y siempre nos han gustado los equipos grandes.
Semana: ¿En qué pensó cuando atrapó a mano limpia el último out con el que los Marlins ganaron la Liga Nacional?
E.R.: En que ya ganamos, en que ya habíamos salido de la culebra tan grande de salir de Atlanta. Yo no pensé en nadie cuando atrapé ese out, sino en que habíamos ganado. Sólo quería brincar.
Semana: ¿Cuáles son los jugadores más valiosos de los Marlins? ¿Usted se considera uno de ellos?
E.R.: Yo creo que todos somos muy buenos. Hay que poner un poquito de cada uno y jugar bien.
Semana: ¿Los Marlins llegaron a la Serie Mundial más a base de corazón y ganas que de técnica?
E.R.: Sí, la verdad es que sí hemos jugado con ganas y con corazón. No importa la técnica, sólo queremos ganar.
Semana: ¿Qué tan importante ha sido el entrenador Jim Leyland para llegar tan lejos?
E.R.: Siempre un carro bueno debe tener un buen piloto y ese es Leyland para mí. Leyland es buen manager, da oportunidades, es buena gente. Todo está superbien con él.
Semana: ¿En cuál equipo de las Grandes Ligas le gustaría jugar en el futuro?
E.R.: Con los Marlins, porque ellos me dieron la oportunidad de llegar hasta aquí. Les debo mucho.
Semana: Usted es considerado como una de las estrellas del equipo, sin embargo tiene uno de los salarios más bajos de todos. ¿Qué piensa de eso?
E.R.: Por el tiempo. No llevo mucho tiempo y por eso me imagino que no puedo ganar mucho más dinero. Tengo que esperar un par de años más. Hay que seguir trabajando.

Semana: ¿Va a renegociar su contrato con los Marlins?
E.R.: No sé, a lo mejor cuando pasen estos dos años.
Semana: ¿Qué tan importante es el dinero para usted?
E.R.: Si se trabaja bien es bueno para todo, pero no le paro muchas bolas. Me gusta el deporte, amo el béisbol y por eso lo juego.
Semana: ¿Qué va a hacer cuando regrese a Barranquilla?
E.R.: Yo pienso estar unos 15 días más después de que se acabe todo esto y luego no tengo ni idea.

LIVAN HERNANDEZ
Semana: ¿Son mejores los lanzadores de la Liga Nacional o los de la Liga Americana?
Liván Hernández: Hay lanzadores muy buenos en las dos partes.
Semana: ¿Los Marlins tienen con qué ganar la Serie Mundial?
L.H.: Tenemos un buen equipo, un buen manager. El equipo está unido, todos los Marlins somos buenos.
Semana: ¿Son mejores los lanzadores de los Marlins o los de los Indios?
L.H.: Ellos tienen hombres buenos como Meza y Naggie .
Semana: ¿En dónde ha estado la clave para que los Marlins, con tan sólo cinco años de creados, estén disputando una Serie Mundial?
L.H.: Hemos jugado bien. Tenemos buen equipo, buen bateo, buen pitcheo y por eso hemos llegado hasta aquí.
Semana: ¿Qué necesitan los Marlins para derrotar a los Indios?
L.H.: Salir a jugar nuestro béisbol y por eso el equipo tiene que salir a ganar.
Semana: ¿Cuál es el jugador más importante de los Marlins?
L.H.: Todos somos importantes y para mí todos pueden tener buenos momentos y definir un partido
Semana: ¿Qué piensa de la labor de Edgar Rentería y qué tan importante ha sido él para que los Marlins hayan llegado hasta la Serie Mundial?
L.H.: El es un buen short stop, ha cumplido muy bien con su trabajo y ha sido un factor importante para llegar a donde estamos. Además ha bateado bien.
Semana: A los 22 años usted ha sido elegido como el jugador más valioso de la Liga Nacional. ¿Qué representa esto para usted y cómo se siente?
L.H.: Me siento muy contento por la designación, pero todo se lo debo al equipo que me ha ayudado, a Charlie Johnson, el catcher, y a la dirección. Ellos se han portado muy bien conmigo. Me gustaría ganar en un futuro el Cy young que se le da al mejor pitcher de la temporada regular.
Semana: ¿Qué sintió y cuál fue la clave para ponchar a 15 bateadores de los Bravos en un solo juego?
L.H.: Me sentí contento. Fueron 15 ponches, hice una labor muy buena.
Semana: ¿Quién es el mejor lanzador de las Grandes Ligas?
L.H.: Sin duda Greg Maddux, de Atlanta.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.