Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/10/2015 6:00:00 PM

El silencioso retiro de Luis Amaranto Perea

El defensor colombiano se puso un plazo de un mes para definir si se retira o no. Una serie de lesiones lo mantuvieron inactivo el último año.

El entrenador argentino Ángel Cappa siempre decía que sólo el fútbol es más cruel que la vida. No le faltaba razón. Los jugadores viven esa crueldad a lo largo de su carrera y terminan de dimensionarlo cuando los reflectores de los estadios se apagan.

Es el caso del defensor Luis Amaranto Perea, cuyo  retiro de la actividad profesional se baraja sin mucha repercusión. A pesar de que Perea fue figura en la selección Colombia, campeón en Europa y uno de los defensas más veloces de la historia, su nombre dejó de sonar meses antes del Mundial de Brasil, cuando se lesionó.

Ahora, el jugador, nacido en Turbo, está a punto de decidir su retiro.

En entrevista con el portal deportivo Fútbolred, Perea se puso un plazo de un mes para conseguir equipo en Colombia, de lo contrario dijo que dejaría las canchas, aunque analiza si se queda en el banco.

Antes de hablar con medios colombianos, Perea habló con portales en México, donde se había consolidado en las postrimerías de su carrera. En esas entrevistas, el aguerrido defensor expresó lo difícil que es asumir el retiro y dimensionar que muchos de esos amigos que aparecen en los momentos de gloria dejan de llamar o simplemente desaparecen.

Con la madurez que lo caracterizó siempre, el jugador le aseguró  al portal Medio Tiempo de México que la lesión que está a punto de sacarlo del fútbol le mostró quiénes son los verdaderos amigos. “Una de las cosas que duelen es que cuando estás en una situación como esta parece que todo el mundo se aleja”, expresó.

En medio de tantos meses alejado de las canchas, Luis Amaranto comenzó a dimensionar que al final los jugadores de fútbol deben lidiar con la soledad del éxito. “Te vuelves a sentir como en un mundo de mucha soledad. Ya no eres importante para nadie, los dos o tres amigos que siempre he mantenido son los que están, pero hoy comprendo muchas cosas”, afirmó.

Perea tiene varios hitos en su carrera. Ganó la Copa Intercontinental con Boca Juniors en el 2004; en España ganó la Europa League con el Atlético de Madrid y tiene el récord de ser el extranjero con más partidos en el club ‘colchonero’. Su carrera fue marcada por algo: no pudo jugar un mundial con Colombia.

Meses antes de Brasil 2014, Luis Amaranto sufrió la lesión que cambió su carrera. Junto con José Pékerman tuvo que tomar la decisión más difícil de todas: ceder un puesto entre los convocados. Desde ahí los reflectores se apagaron para esta gacela.

Perea tiene planes. Si no puede seguir su carrera, regresará a España para convertirse en director técnico. Su sueño es llegar a un mundial con la selección Colombia y se preparará para lograrlo así sea desde el banco.

"No tengo nada que reprocharme, si volviera a pasar lo mismo, lo repetiría, no se trata de buscar culpables, sólo de agradecer por todo; la vida continúa y me estoy planteando objetivos que son muy importantes", concluyó.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.