Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 2016/02/20 10:10

Por qué la Copa América Centenario es un torneo especial

El fútbol continental no coincide en un sólo campeonato convocado exclusivamente para América desde el Campeonato Panamericano de Fútbol que se disputó el siglo pasado en tres ocasiones.

Por qué la Copa América Centenario es un torneo especial Foto: Conmebol
;
EFE

Nueva York será sede este domingo del sorteo de una edición especial de la Copa América, lo que marcará el inicio un torneo convocado para celebrar el fútbol continental pero que, sin embargo, coincide con uno de sus peores momentos.

El torneo fue anunciado por la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol) y por la Confederación del Norte, Centroamérica y el Caribe (Concacaf) el 1 de mayo de 2014, cuando el primer organismo estaba presidido por Juan Ángel Napout.

Ahora, en cambio, Napout está bajo arresto domiciliario, a causa de una tormenta en el fútbol mundial que estalló en 2015 por las denuncias de corrupción en el seno de la FIFA y otros organismos, y los procesos judiciales que se llevan a cabo en Suiza y Nueva York.

Es un escándalo que afecta a otros dirigentes importantes del fútbol continental, en retiro o en activo, como el paraguayo Nicolás Leoz, el uruguayo Eugenio Figueredo, el venezolano Rafael Esquivel, el costarricense Eduardo Li o el trinitense Jack Warner.

Tanto es así que, desde que se anunció este torneo especial, estaba en duda que se llegara a celebrar en Estados Unidos, como se había planeado inicialmente, por los problemas judiciales en este país que acarreaban los dirigentes del fútbol continental.

El campeonato es especial por varios motivos que distinguen a este torneo de los regulares que se vienen celebrando cada cuatro años.

En primer lugar, si la Copa América regular la organiza la Conmebol con las diez selecciones de esa organización y dos equipos invitados, ahora colaboran conjuntamente las dos organizaciones continentales.

Además, se trata de dieciséis selecciones, las diez de la Conmebol (Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Ecuador, Paraguay, Perú, Uruguay y Venezuela) y seis de la Concacaf: México, Costa Rica y Jamaica, ganadores de copas regionales, el país anfitrión y dos vencedores del repechaje de la última de la Copa de Oro (Panamá y Haití).

Con este torneo se conmemora el centenario de la primera Copa América, celebrada en 1916, una ocasión especial que no influirá en las otras ediciones de la Copa América ya fijadas, las de Brasil en 2019 y de Ecuador en 2023.

Y también es especial porque, en sus cien años, es la primera vez que se juega este torneo fuera de América del Sur.

El fútbol continental no coincide en un sólo campeonato convocado exclusivamente para América desde el Campeonato Panamericano de Fútbol que se disputó el siglo pasado en tres ocasiones, la última en 1960.

El torneo, con 32 partidos, comenzará el 3 de junio próximo y se prolongará hasta la final del 26 de junio, desplegado por diez ciudades de los cuatro puntos cardinales de Estados Unidos, en un intento por fomentar una afición que cada día crece más en el país.

Los cabezas de serie fueron definidos el 17 de diciembre pasado, y fueron elegidas las selecciones de Argentina, Brasil, Estados Unidos y México.

El sorteo del campeonato se desarrollará este domingo por la noche en el Hammerstein Ballroom, en el Manhattan Center, una antigua sala de ópera con capacidad para 2.500 espectadores que ha sido escenario de conciertos, actos sociales y competiciones de lucha libre.

Para el sorteo de emparejamientos, al margen del bombo de los cabezas de serie, en el segundo estarán las papeletas de Chile, Colombia, Uruguay y Ecuador.

En el tercer bombo estarán Costa Rica, Paraguay, Perú y Jamaica, y en el cuarto Panamá, Bolivia, Haití y Venezuela.

Como país anfitrión, ya está confirmado que el primer partido lo disputará Estados Unidos el 3 de junio, en Santa Clara, aunque la final se jugará el 29 de junio al otro lado del país, en el estadio MetLife de la localidad de East Rutherford, en Nueva Jersey.

La primera fecha del grupo B será el 4 de junio con dos partidos, uno en Seattle, aún por emparejar, y otro en Pasadena, que enfrentará a Brasil con la selección que resulte en el sorteo.

El grupo C debutará el 5 de junio en Chicago y Phoenix. En esta última ciudad se estrenará México, mientras que el grupo D jugará por primera vez el 6 de junio, en Orlando, con equipos aún por definir, y en Santa Clara, donde debutará Argentina.

Además de las mencionadas ciudades, el campeonato se desplegará en otras sedes: Houston, Filadelfia, Orlando y Foxboro (Massachusetts).

Las apuestas previas apuntan, como es costumbre, a Argentina y Brasil como los que pueden quedarse con el trofeo, aunque sólo se tendrá un panorama más claro después de la fase de grupos, que se prolonga hasta el 14 de junio y de la que saldrán dos clasificados por grupo.

Al tratarse de un torneo especial, con un número de equipos mayor que en anteriores ediciones de la Copa América, el referente más cercano es el del campeonato regular que se celebró el año pasado en Chile, con victoria final para el país anfitrión.

Fue un duelo del Cono Sur, que enfrentó a Chile con Argentina, con victoria para el equipo local en la tanda de penaltis, lo que permitió a la selección chilena coronarse por primera vez campeona en el siglo que lleva disputándose el torneo.

La Copa América es un campeonato tradicionalmente dominado por tres grandes equipos del Cono Sur: Uruguay ha ganado el trofeo en 15 ocasiones, de las 42 que ha participado; Argentina 14 (de 40 campeonatos diputados) y Brasil 8 (34 participaciones).

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.