Jueves, 30 de octubre de 2014

| 2013/02/11 00:00

Zorobabelia Córdoba: una gloria que aún permanece olvidada

Una de las más grandes deportistas del país necesita de la solidaridad de los colombianos.

Izquierda: Zorobabelia Córdoba hoy. Derecha: Zorobabelia en su época como deportista. Foto: Luis Benavides / Archivo Personal

En agosto pasado Daniel Coronell, columnista de esta revista escribió un artículo dedicado a la difícil situación que atraviesa la atleta colombiana Zorobabelia Córdoba. De manera inmediata muchas personas se ofrecieron a brindarle el apoyo económico que necesitaba. Sin embargo, casi seis meses después, Semana.com habló nuevamente con la deportista quien confesó estar afligida, delicada de salud y desesperada pues su casa está a punto de ser rematada por un banco.

Princesa guerrera

‘Zoro’ nació el 28 de marzo de 1968 en una selva virgen en el corregimiento de Tutunendo cerca de la capital del Chocó. “Mi padre atendió el parto, cortó el cordón umbilical y me echó oro en polvo en el ombligo. Luego abrió su Biblia y leyó el nombre de Zorobabel (emancipador del pueblo judío en la época de la opresión babilónica) y me llamó Zorobabelia”.

Córdoba nació con piernas ágiles, a los siete meses ya caminaba y a los 10 años inició su carrera deportiva. A los pocos días de nacida su familia se mudó a Medellín, de ahí su inconfundible acento paisa.

Para darles un mejor futuro, su padre Juan Evangelista Córdoba comenzó a trabajar como entrenador de boxeo en Coldeportes Antioquia. Las cosas se complicaron y se fueron para Cartagena, allí su papá vio la oportunidad de la vida. “Hija, en la playa hay una carrera de atletismo, me dijo”. Zorobabelia nunca había competido y sin embargo con solo 10 años, les ganó a todos, incluso los mayores.

A los 11 años volvió a participar en una carrera de velocidad y nuevamente ganó, “la primera vez que salté logré cinco metros”asegura.

De ahí en adelante, su carrera deportiva se dio imparable y alcanzó su punto máximo cuando en 1988 empezó a practicar heptatlón, una prueba que combina resistencia, velocidad y fuerza. 

En 1990 quedó campeona de esta disciplina en los Juegos Sudamericanos y después de eso viajó a los Iberoamericanos de Brasil donde terminó en el segundo puesto. Ese fue su año, pues también participó en los juegos Centroamericanos donde rompió otros tres récords nacionales. “En Jabalina hice 49 metros, las cubanas que eran favoritas lograron 32, escuché cuando los entrenadores decían de dónde salió esa muchacha”.

Cuando dieron los resultados, Zorobabelia sintió que se moría “Gané el heptatlón, impuse nuevo récord en los Juegos Centroamericanos y del Caribe. Fui la deportista más destacada de la competencia, todavía se me hace un nudo en la garganta al recordarlo”.

Foto: Archivo Particular

En 1992 hicieron preselección para los Olímpicos de Barcelona, y la enviaron a España donde hizo récord en el campeonato español. “Fui nuevamente a los juegos Iberoamericanos, volví a ganar y a imponer marca. Pasé para los Olímpicos pero un entrenador del que prefiero no decir su nombre, por rabia no me preinscribió y no pude participar” recuerda ya sin odio la llamada ‘gacela negra’.

Un año después, EPM la contrató como auxiliar deportiva y como insignia de la empresa, además de patrocinarla para continuar en competencia.

La tragedia

Todo venía bien pero en 2007 ‘Zoro’ se lesionó una rodilla y un hombro en una final de volleyball a nivel empresarial donde quedó ampliamente limitada en su capacidad de trabajar. Ahí empezaron sus penurias.

EPM argumentó en un comunicado con fecha del 14 de agosto de 2012 algo que dejó pasmada a Zorobabelia “A su ingreso a EPM, a la edad de 25 años, Zorobabelia Córdoba Cuero ya acumulaba más de 10 años de actividad deportiva, con los consecuentes desgastes físicos que conlleva el desempeñarse como una deportista de alto rendimiento. Durante su participación en distintos torneos afrontó los riesgos inherentes a cualquier práctica deportiva, mas no inherentes al desempeño de su cargo en EPM” dice el punto 4 de dicho comunicado.

En últimas, EPM se declara exonerada de responsabilidad ya que La Junta Nacional de Calificación de Invalidez concluyó que la imposibilidad física de la deportista era de origen común. 

Pero, algo muy distinto es lo que argumenta Córdoba. “Me cambiaron de accidente de trabajo a enfermedad común, dicen que yo ingresé lesionada y eso es mentira, me adulteraron la historia clínica. Me cancelaron el contrato, ahora tengo la casa embargada, no puedo trabajar y no me quieren reconocer nada. Me dio hipertensión, subí de peso, sigo en la lucha a ver que decide la justicia colombiana”.

Zorobabelia Córdoba. Autor: Luis Benavides

Para salvar su casa, Zorobabelia recurrió a un préstamo con un banco. En la póliza de seguro que cubría incapacidad decía que el único requisito para que se hiciera efectivo era que ella superara 120 días de incapacidad, tal como ocurrió.

“Cuando les hago la reclamación dentro de los términos legales, ellos cambian la cláusula y le adicionan que debía superar el 75 por ciento de incapacidad, este requisito no está en el original que me entregaron. Lo que quieren es no hacerla efectiva, porque mi porcentaje me dio 62 por ciento de invalidez” asegura la exdeportista.

La Fundación Color de Colombia comenzó la campaña de incidencia pública "7 pasos por Zoro”. Se busca que las instituciones y compañías que tienen en sus manos hacer justicia a Zorobabelia Córdoba sepan que ella no está sola y menciona textualmente a: EPM, BBVA, ARP Colpatria, Coldeportes, Fiscalía y Procuraduría.

En el primer paso, correspondiente a enero y febrero, la meta es recordarle a 2 millones de colombianos quién es la múltiple campeona Zorobabelia, a través de Twitter y de Facebook, con el apoyo de líderes en estas redes sociales.

En las siguientes acciones mensuales de la campaña, se difundirán los triunfos de ‘Zoro’ y con más detalle los hechos por los que ha tenido que acudir a la justicia para defender sus derechos y que Semana.com ha resumido hoy.

Puede sumarse a esta campaña con el hashtag: #7PasosPorZoro.  

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×