Sábado, 21 de enero de 2017

| 2015/10/05 09:55

A Conalvías la ahogaban deudas por $307.600 millones a vencerse en 60 días

La empresa de ingeniería más grande del país fue admitida en reorganización por la Superintendencia de Sociedades.

A Conalvías la ahogaban deudas por $307.600 millones a vencerse en 60 días Foto: Archivo SEMANA

Conalvías, una de las empresas constructoras de infraestructura más reconocida del país, estaba agobiada. Según reveló este lunes la Superintendencia de Sociedades, en los próximos 60 días debía hacer frente a pagos por el orden de 307.597 millones de pesos, el 10 % del total sus pasivos, y sencillamente no había con qué hacerles frente.

La información sale de los mismos informes de la compañía, presentados ante la Superintendencia por su representante legal como parte de la documentación necesaria para ser admitida en un proceso de reoganización, que busca mantener la firma a flote mientras es reestructurada en sus pasivos, su administración y su operación.

“Se establece que en los próximos 60 días vencerán obligaciones con el sector financiero por valor cercano a 307.597 millones de pesos, que representan más del 10 % del total de los pasivos actuales, sin que en este momento la compañía cuente con los recursos suficientes para atender oportunamente dichos pagos”, reconoció Conalvías en su escrito de solicitud ante el organismo de control ante la inminencia de la situación.

Aunque la estrechez de caja de la empresa se había vuelto vox pópuli, solo el martes 20 de septiembre la compañía lo confirmó en un comunicado en el que anunció que “ante la falta de recursos inmediatos de caja y para precaver incumplimientos en la atención de sus obligaciones”, se había visto en la necesidad de acudir a la medida de reorganización empresarial.

Se sabe que la firma intentó llegar a un acuerdo privado con sus acreedores, principalmente los grandes bancos del país, pero no lo logró. A algunos, esto les ha dado mala espina, porque podría significar que la situación es más compleja de lo que se pensaba. Sin embargo, para otros, pese a lo doloroso que puede ser desde el punto de vista reputacional, acudir a esta figura es lo mejor que pudo hacer.

En la misma comunicación, Conalvías aseguró que “ha debido asumir sobrecostos por un valor aproximado a los 250 .000 millones de pesos”, relacionados con la construcción de la troncal de Transmilenio de la calle 26, Hidrosogamoso y el tramo tres de la Ruta del Sol.

El impacto de la noticia es grande, si se tiene en cuanta que Conalvías, con 35 años en el mercado, es la principal firma de ingeniería del país con ventas que el años pasado llegaron a los 963.000 millones de pesos.

La firma, que cuenta con 4.000 empleados directos y otros tantos indirectos, cuenta con operaciones en Perú, Panamá y una filial en Estados Unidos un número similar en empleos indirectos. Cuenta además con activos por valor aproximado de 400.000 millones de pesos.

Cabe recordar que el presidente de Conalvías, Andrés Jaramillo, fue uno de los empresarios que se vio envuelto en el escándalo de la 'carrusel' de la contratación, por señalamientos de favorecimiento en la contratación para terminación de la troncal de la calle 26, de la fase III de ese sistema de transporte masivo. El empresario se defendió en entrevista que entregó a Semana.com.

Ahora que la Superintendencia se ha pronunciado, el balón también estará en el sector financiero y en las posibles consecuencias de todo esto en el sector de la ingeniería, como lo dijo recientemente la Revista Dinero

"Es claro que hay que vigilar el respaldo de los compromisos de capital y mantener los estándares. Y aunque los bancos van a subir las exigencias, también puede venir un revolcón en el sector de la infraestructura", puntualizó la publicación.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.