Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/22/2014 1:00:00 AM

La economía creció a buen ritmo en el 2013

La construcción y el agro fueron los motores del crecimiento en 2013. La industria fue el único que cayó. ¿Mantendrá la economía el mismo paso en 2014?

El Dane reveló que el Producto Interno Bruto (PIB) creció el año pasado 4,3 por ciento, un dato muy positivo y que no estuvo alejado de la mayoría de los pronósticos en el mercado.

Durante 2013 todas las actividades económicas presentaron crecimiento, excepto la industria (decreció 1,2 por ciento).

Los dos motores más importantes fueron la construcción que creció 9,8 por ciento y el agro que varió 5,2 por ciento.

Por el lado de la demanda, la inversión y el consumo se consolidaron como dos factores cruciales para impulsar el PIB el año pasado. Mientras el consumo privado creció 4,7 por ciento, el público lo hizo a un ritmo del 6 por ciento.

El ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, interpretó el dato de crecimiento como la mejor muestra de que se logró revertir la desaceleración de comienzos del año pasado, gracias a las medidas que se tomaron dentro del Plan de Impulso a la Productividad y el Empleo (Pipe).

Sin duda se trata de una de las mejores cifras en los países de la región. La economía brasileña creció apenas 2,3 por ciento en 2013; la mexicana 1,3 por ciento; la chilena se expandió en 4,1 por ciento, mientras que Perú sigue al comando del lote con una variación del PIB de 5,2 por ciento.

Ahora bien, ¿se puede esperar para el 2014, un crecimiento similar o aún superior? Los analistas le apuntan más a la segunda opción. Un grupo importante cree que la economía podría acelerar su ritmo hasta un 4,4 por ciento en todo el año y el gobierno piensa que podría llegar al 4,7 por ciento. El equipo técnico del Banco de la República proyecta para 2014 un crecimiento entre 3,3 y 5,3 por ciento, con un 4,3 por ciento como cifra más probable.

En cuanto a los dos motores que movieron la economía en 2013, se espera que este año el sector de la construcción mantenga el impulso, aunque hay incertidumbre por la vivienda en Bogotá. El subsector de edificaciones decreció 1,6 por ciento entre octubre y diciembre, básicamente por la menor dinámica en la capital de la República. El sector confía en que un cambio en la administración distrital destrabe la construcción de vivienda en la ciudad.

Hay muy buenas perspectivas en obras civiles que están mostrando un comportamiento muy positivo, toda vez que creció 18 por ciento en el cuarto trimestre del año pasado. Una parte muy importante de la construcción de obras civiles está asociada a la minería y allí hay un interrogante sobre la dinámica que se pueda mantener en este sector. El sector de minas y canteras completó dos años de crecimiento por debajo del 6 por ciento, después de un periodo de auge con expansiones de más del 11 por ciento.

En cuanto al agro, sector que tuvo el año pasado el mayor crecimiento desde el tercer trimestre de 2002, las expectativas son moderadas. No se cree que se repita el comportamiento tan favorable que tuvo el café el año pasado, con una variación del 22,3 por ciento. Pero dado la tendencia de buenos precios internacionales y la mejora en la producción local, el panorama luce más despejado.

Hay un amplio consenso entre los analistas en el sentido de que con este ritmo de crecimiento del PIB, se acerca el cambio de política monetaria expansiva que ha mantenido el Banco de la República. La entidad lleva un periodo largo con su tasa de referencia en 3,25 por ciento. Hay quienes piensan que este nivel no es compatible con una inflación del 2 por ciento.

En este sentido, algunos esperan que el Banco comience a subir sus tasas en agosto, otros creen que arrancará más temprano, una vez pasen las elecciones presidenciales.

Aunque el panorama luce despejado en el frente local no hay que cantar victoria. Hay riesgos e incertidumbres que podrían afectar la economía colombiana. Según el Banco de la República estos provienen de la normalización gradual de la política monetaria de la Reserva Federal de los Estados Unidos, vía contagio de los países emergentes con mayores vulnerabilidades. Otros riesgos que ve el Emisor son los provenientes de Venezuela y la moderación del crecimiento en la actividad económica en China.

En síntesis, la cifra que entregó el Dane la semana pasada, afianzó los pronósticos alentadores para la economía colombiana en este 2014, que arrancó tímido para muchos, pero que podría coger impulso en el segundo semestre del año.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.