Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 2015/12/07 17:22

En US$4.022 millones aumentaron costos de Reficar: Contraloría

El organismo de control lanzó una nueva alerta sobre el valor del proyecto, el más costoso de Ecopetrol y del país.

Refinería ubicada en Cartagena. Foto: Archico SEMANA

Nuevamente la construcción de la Refinería de Cartagena (Reficar), el proyecto más costoso realizado hasta el momento por Ecopetrol, fue cuestionado por el Contralor General de la República, Edgardo Maya, durante la rendición de cuentas de su gestión.

Según el funcionario el proyecto presentó ‘costos incontrolados’ que ascendieron a US$4.022 millones. Es decir, el proyecto terminó con una inversión que se duplicó frente a lo previsto ya que el valor final de la megaobra ubicada en la zona industrial de Mamonal fue de US$8.015 millones.

Desde que comenzó el proceso de auditoría hace tres años se venía alertando por parte de la Contraloría sobre los mayores valores pagados en su ejecución. Según el organismo la causa principal de los mayores valores que se pagaron fue el contrato que se firmó con una firma estadounidense y que dejó amarrado la multinacional Glencore, que era dueña de una parte de la refinería hasta que decidió salir del negocio y venderle su parte a Ecopetrol. Esto llevó a que se pagaran sumas millonarias en salarios y materiales que terminaron encareciendo sustancialmente el valor de este proyecto, que terminó costando más que el Canal de Panamá, la mayor obra de ingeniería realizada en los últimos años en América Latina por cerca de US$6.000 millones.

Pero, como si fuera poco se encontró que por la no entrada en operación de la refinería en el tiempo previsto, que implicó un retraso de 27 meses, se dejaron de recibir alrededor de US$1.100 millones, a lo que se suman pérdidas acumuladas por más de USD$500 millones.

Adicionalmente, estos mayores valores están mostrando un deterioro en los indicadores del proyecto ya que la rentabilidad esperada por Ecopetrol era del 12 % y hoy alcanza una tasa de retorno interna de apenas el 5,6 %, muy por debajo del costo del capital de la petrolera colombiana, que afronta una deuda superior a 4.000 millones de dólares por esta megaobra.

Pero hay algo muy importante y es que según la información reportada por Reficar a la Contraloría, se han efectuado revisiones preliminares a 2.366 contratos que son principalmente por servicios y por compras. Este tema será revisado de manera muy detallada por medio de una Actuación Especial, ya que motiva un análisis más detallado por su monto y dinámica de contratación.

Las alertas de la Contraloría sobre este proyecto son muy graves porque se está hablando de miles de millones de dólares que terminaron impactando las finanzas de la petrolera colombiana, la mayor empresa del país. La entidad aplicará el retrovisor para saber quiénes fueron los responsables de la firma del contrato y por qué no se pusieron en marcha mayores controles para detener el incremento en los costos.

El gobierno, que inauguró recientemente el proyecto con bombos y platillos, lo defiende a capa y espada al señalar que con Reficar se duplicará la capacidad de refinación  de 80.000 a 165.000 barriles diarios.  

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.