Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/9/2011 12:00:00 AM

¿Cuál es el éxito de Pacific?

En los últimos meses la acción de la petrolera canadiense ha pasado un rato amargo. SEMANA habló con el presidente de la compañía, quien aclara las dudas y revela cuál es el secreto de la empresa.

Pacific Rubiales Energy, la joven compañía petrolera canadiense con operación principal en Colombia, tiene encima todos los reflectores del mercado. Su crecimiento extraordinario desde que comenzó sus actividades en el país -en 2007- ha despertado asombro y curiosidad sobre cómo un grupo de expertos y veteranos petroleros venezolanos ha tenido tanto éxito en la exploración de crudo en el país.

La acción de esta petrolera, que desde su debut en la bolsa colombiana -en diciembre de 2009- llegó a alcanzar un precio máximo de 67.000 pesos, se descolgó en marzo -llegó a 52.000 pesos-, lo que despertó una ola de rumores sobre las reservas de la compañía.

El presidente ejecutivo de Pacific Rubiales Energy, Ronald Pantin, desestima los rumores y atribuye más bien a los especuladores del mercado el vaivén que ha tenido el precio de la acción. En diálogo con SEMANA, el directivo despejó dudas y presenta un panorama muy halagador para la empresa y el país.

SEMANA: Ha habido mucho ruído en las últimas semanas sobre Pacific. ¿Cómo les fue el año pasado?

Ronald Pantin: Son los mejores resultados que haya podido tener una petrolera en el mundo. La producción en 2010 creció casi un 80 por ciento, al pasar de 122.000 a 193.000 barriles. Hoy Pacific Rubiales está produciendo por día 215.000 barriles, un crecimiento muy significativo. En junio de 2007 cuando comenzamos en Colombia, la cifra era de15.000 barriles/día. Además, el año pasado el ebitda (ingresos antes de impuestos) pasó de 297 millones de dólares a 922 millones. ¿En qué sector se puede triplicar el ebitda? Y mire otro indicador básico en esta industria, la ganancia por barril: pasó en promedio de 28,6 dólares en 2009 a 41 dólares.

SEMANA: Pero claro, con semejantes precios del crudo...

R.P.: No es solo eso. Acá hay crecimiento en precios, pero también en producción y en reducción de costos. Los costos de producción,bajaron de 5,2 dólares por barril a 4,87 y los de transporte descendieron de 9 a 6 dólares.

SEMANA: ¿Cuál es la tasa de éxito exploratorio de ustedes?

R.P.: Es del 83 por ciento en pozos perforados nuevos. Eso no se ve en ningún lado.

SEMANA: Muchos se preguntan cuál es el secreto de Pacific.

R.P.:
El secreto es que tenemos muchísima experiencia del lado venezolano y sabemos cuál es la faja de crudo pesado. En la industria petrolera y minera, lo importante es estar donde está el recurso. Si yo trato de hacer un pozo en Bogotá, puedo tener la mejor tecnología del mundo y no voy a conseguir nada. Pacific está parado donde hay petróleo. Esta compañía está siguiendo la faja de crudo pesado que comienza en Venezuela, pasa por Colombia, sigue en Ecuador y va hasta el Perú. Además traemos la experiencia de Venezuela en producción de crudo pesado desde 1914, casi un siglo. Nosotros llegamos a Rubiales y teníamos clara la película: era la continuación de la ruta del crudo pesado. Había que entender muy bien el sistema petrolífero venezolano, que es idéntico al colombiano; con eso y con los bloques nuevos tenemos una posición que nos va a llevar tranquilamente a superar los 500.000 barriles por día. Campo Rubiales, donde estamos, es el campo más grande de Colombia. En Venezuela no hay uno de ese tamaño. Además está totalmente sistematizado. Allí tenemos un mar de agua que empuja el petróleo hacia arriba, es un mar inagotable que se recarga con las lluvias. Hemos producido 80 millones de barriles de petróleo y la presión del agua no ha caído.

SEMANA: ¿Ya están probando una nueva tecnología para el crudo pesado?

R.P.: Sí, comenzamos el piloto en Quifa. Se trata de la tecnología Star, una técnica de recuperación secundaria. Normalmente uno extrae de un campo entre el 15 y el 20 por ciento de las reservas existentes, con esta tecnología podemos llevar a recuperar el 40 por ciento y más. Está probada en todo el mundo y tendrá unas consecuencias importantísimas para el país, no solo para Pacific.

SEMANA: ¿Qué le significó a la producción del país la llegada de Pacific?

R.P.: Cuando llegamos acá, por esa época, Colombia producía 580.000 barriles por día y hoy 800.000 barriles. Es decir, si Pacific Rubiales ha crecido 200.000 barriles quiere decir que casi todo el crecimiento lo aportó esta compañía.

SEMANA: ¿Cuántos bloques tienen?

R.P.: Tenemos 45 bloques: 40 en Colombia, tres en Perú y dos en Guatemala.

SEMANA: ¿Verdad que ustedes venden con una prima el crudo que exportan?

R.P.: Por lo que está pasando en el mundo petrolero, con Libia y la caída de producción de crudo pesado en México y Venezuela, estamos vendiendo más caro que el WTI (referencia para Colombia). Eso está aumentando nuestra caja. Los precios han subido y vendemos por encima.

SEMANA: ¿Sus presupuestos están hechos con qué precio?

R.P.:
Con 75 dólares y es conservador. Con esta proyección las cifras financieras que vemos para este año son muy altas. Estimamos un ebitda de 1.500 millones de dólares. Con un mayor precio, podría ser más alto.

SEMANA: Naturalmente a ustedes les va mejor con precios altos del petróleo...

R.P.:
No creo que sea bueno que el precio del petróleo siga subiendo. Eso realmente le pega a la economía mundial. Pero todo lo que está pasando en la región mayor productora del mundo, tiene a todos muy nerviosos. La caída en la producción de Venezuela y México hace que estos tiempos sean muy interesantes para Colombia. Pero, ojalá que el precio del crudo no se vaya mucho más allá de lo que está para que no afecte la economía, como pasó en 2008.

SEMANA: Háblenos de las reservas, un tema muy polémico y sobre el que algunos piensan generó la caída en la acción en marzo.

R.P.:
Tuvimos el aumento de reservas más importante que hubo en el país. Pasamos de 280 millones de barriles al cierre de 2009 a 316 millones en febrero de este año. Lo que pasa es que el mercado, como vio que teníamos un éxito de exploración tan grande, del 83 por ciento, pensó que vendríamos con unas reservas adicionales más grandes.

SEMANA: O sea que el mercado sobreestimó las expectativas...

R.P.:
Es que de hecho tenemos reservas más grandes físicamente, pero no en libros. Esto, porque cuando se dio el cambio de gobierno, en agosto, vino un movimiento de funcionarios -algo que suele suceder- y hubo un retraso grande en las licencias ambientales. Nosotros no recibimos licencias por cuatro o cinco meses y para poder tener reservas en libros es necesario poner la prueba de pozo, pero antes tengo que tener la licencia ambiental. Además, está el caso del Bloque 6, que es el descubrimiento más importante que tuvo Colombia el año pasado, de una magnitud que puede ser más que un Rubiales. Ese tipo de contrato -de la ronda de crudos pesados- con la ANH (Agencia Nacional de Hidrocarburos) tiene técnicamente una especificación que impide poner reservas en libro. Ahora lo que sigue, y ya lo estamos haciendo, es convertir ese contrato en exploración y producción, y una vez con la licencia ambiental ya podremos poner las reservas en libros. Para agosto esperamos poder dar un reporte de las reservas donde reportaremos lo que descubrimos el año pasado.

SEMANA: ¿Usted asegura que le han dado la información suficiente al mercado?

R.P.:
Sí, claro. Uno tiene la obligación de decirle al mercado la información con las mejores cifras. Uno peca igual si le dice al mercado que le fue mejor de lo que le fue, o peor. Cada quien tiene el derecho de invertir o desinvertir en una empresa basado en la verdad. Yo digo una cosa: la gente debe saber que cuando algo bueno o malo pase en Pacific primero va a salir de mi boca.

SEMANA: Lo cierto es que ha habido mucho ruido en el mercado y afectó la acción. ¿A qué lo atribuye?

R.P.: Hubo un reporte de una firma que bajó el precio objetivo de la empresa. Realmente se equivocaron y rectificaron. Ahora volvieron a subir el precio objetivo con la recomendación de comprar, la acción comenzó a ascender.

SEMANA: ¿Cree que la acción volverá a su nivel?

R.P.:
Regresará a su precio. Uno tiene que tener muy claro que los fundamentales de la empresa, su balance, su producción y sus reservas, son lo que lleva a la verdad. Podría haber especulación en el mercado, pero si uno sabe cuánto vale una empresa, debe estar tranquilo. No hay unos resultados tan buenos como los nuestros el año pasado. ¿Quién triplica el ingreso, duplica la producción y reduce los costos? Acabamos de informarle al mercado sobre la intención de emprender un proceso de recompra discrecional, lo que le bajará volatilidad de la acción.

SEMANA: La salida del señor Luis Giusti de la presidencia de Alange Energy generó otro ruido. ¿Podría explicarnos qué paso?

R.P.: Nosotros no tenemos nada que ver con Alange, no tenemos directores en común. Conozco a Luis de toda la vida, es un hombre muy honorable. No lo veo haciendo nada que no sea honesto. Lo que pasa es que alguien se equivocó en algún nivel más bajo y reportó la producción como capacidad de producción. Uno en bolsa no puede mentir ni siquiera en una coma, pues pasa lo que pasó: generó la salida de gente de Alange. Pero nosotros no tenemos nada que ver con eso.

SEMANA: ¿Ha habido algún cambio administrativo, como se rumora en el mercado?

R.P.: No ha salido nadie de Pacific Rubiales. Ese ruido se generó por lo de Alange, pero, repito, no tenemos ni un directivo en común con ellos. Hay accionistas comunes porque están en bolsa las dos y habrá inversionistas en las dos, como puede suceder en otras compañías.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.