Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 5/28/2011 12:00:00 AM

Echando humo

Protabaco, que estuvo a punto de quedar en manos de Phillip Morris hace dos años, ahora fue vendida a la British American Tobacco. Se reparten nuevamente las cartas en el mercado de cigarrillos en Colombia.

La historia del negocio entre la British American Tobacco (BAT) y Protabaco tuvo un final feliz y dejó claro que, como en las historias de enamorados, el que persevera, alcanza.

La compra, que se sellará con el pago de 452 millones de dólares por parte de BAT a los socios de la Productora Tabacalera de Colombia S.A.S., la segunda mayor empresa de tabaco del país, detrás de Coltabaco, tuvo coqueteos, infidelidades, rupturas y objeciones, a lo largo de dos años.

Lo que viene ahora, una vez hecho oficial el anuncio de la adquisición del ciento por ciento de las acciones por parte de BAT, es que esta solicite el aval ante la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC).

Esta historia, que mantuvo en vilo al sector de los cigarrillos en Colombia, empezó en 2009 cuando Coltabaco, de propiedad de Phillip Morris, manifestó su intención de adquirir a Protabaco, negocio que estuvo a punto de cerrarse.

Con lo que no contaban las dos compañías era con la objeción de la SIC, que encontró que, de darse el negocio, se conformaría un monopolio en el mercado de cigarrillos al controlar la nueva tabacalera el 80 por ciento de las marcas más comercializadas en Colombia.

La SIC consideró que las ventas de cigarrillos bajo el dominio de la Phillip Morris condicionaban el mercado, pues además de imponer el precio al producto, también dejaba amarrados a los cultivadores de tabaco, que no tendrían sino un solo comprador para su producción. Con ese mismo argumento, BAT pidió que se reversara la negociación.

Finalmente, dicha objeción del ente regulador fue razón suficiente para que Protabaco no se vendiera. Fue entonces, en abril del año pasado, cuando apareció nuevamente el interés de la British American Tobacco, que, sin su principal rival en el medio, no tuvo necesidad de aumentar la oferta, sino que simplemente igualó la cifra propuesta antes por la Phillip Morris.

Ahora BAT pasará del tercer lugar al segundo en el mercado de cigarrillos en Colombia, que es el cuarto mayor mercado en América Latina y que comercializó 17 billones de cigarrillos en 2010. La británica está feliz con su nueva joya, porque considera que será una inversión con un rápido retorno, si se tiene en cuenta que las ventas de Protabaco el año pasado alcanzaron los 110 millones de dólares.

Mark Cobben, director de British American Tobacco en las Américas, celebró el importante paso: "Esta inversión fortalecerá y complementará nuestra posición en un mercado importante y llenará una brecha estratégica en nuestra región en las Américas".

Lo cierto es que fue un buen negocio y la competencia se pondrá buena, sobre todo si se tiene en cuenta que el próximo 21 de julio entra en vigencia la ley que prohíbe la venta de cigarrillos al menudeo, y la gente no dejará este vicio de la noche a la mañana y en cambio sí tendrá que comprar más paquetes de cigarrillos.

En Colombia, a pesar de las intensas campañas de prevención del consumo de cigarrillos, este negocio mueve 1,6 billones de pesos al año, según cifras de la consultora de mercado Raddar. De ahí el interés de todos por hacerse a Protabaco.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.