Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/27/2011 2:00:00 PM

¿El fin del capitalismo tal como lo conocemos?

Segunda entrega de una serie de artículos de opinión de BBC Mundo sobre si la actual crisis financiera globlal significa que el capitalismo ha sido un fracaso. En esta ocasión escribe Chandran Nair.

;
BBC
Opinión de Chandran Nair, fundador de Global Institute for Tomorrow (Hong Kong).
 
La forma extrema de capitalismo que ha permeado el mundo, particularmente en los últimos 30 o 40 años, presenta profundos problemas y somos incapaces de aceptar esa realidad.
 
Es importante entender que dos principios fundamentales del capitalismo son falsos: el primero es que los seres humanos son racionales y los mercados se comportan de manera racional. El segundo es la creencia en que los mercados son los que asignan los precios. Esto tampoco es cierto.
 
Es esencial entender las raíces del capitalismo moderno.
 
Podría afirmarse que la esclavitud fue el primer intento de reducir el precio de los recursos. Así, cuando se acabó con ella, apareció el colonialismo, que también fue una forma con que el modelo capitalista buscó usar recursos de forma barata.
 
Luego eso se hizo incómodo con el fin de las colonias y comenzó la discusión de la globalización del crecimiento económico y tras eso la globalización de las finanzas.
 
"El mundo es un lugar muy diferente"
 
Cuando hablo de este fenómeno en Europa, responden que ha habido 30 años de excesivo endeudamiento. Lo que yo defiendo es que esa cifra debería multiplicarse por diez y ver los 300 años de crecimiento esencialmente explotador.
 
Lo que necesitamos reconocer ahora es que el mundo es un lugar muy diferente del que era hace cien años cuando tenía 1.000 millones de habitantes.
 
Con una población que se acerca a los 7.000 millones, las cosas han tenido que cambiar.
 
El problema fundamental que el mundo tiene que reconocer, y que el capitalismo occidental ha ignorado convenientemente, es que los bienes y servicios con los que las empresas y las economías prosperan se basan fundamentalmente en el uso de recursos por debajo del precio y en la externalización de los costos.
 
Ese juego ya se ha acabado y por tanto requerimos una restructuración fundamental, esencialmente en cómo la gente va a vivir, y también necesitamos ir más allá de las simples nociones acerca del crecimiento hacia discusiones más sofisticadas sobre el progreso humano.
 
Eso no equivale a sugerir que el crecimiento económico tenga que proporcionar aparatos interactivos o autos para todos, eso no es posible y es donde el capitalismo esencialmente se ha topado contra un muro. Se hace necesario tener una discusión muy diferente.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.