Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 2007/01/27 00:00

El mundo está al alcance de la mano

Las posibilidades de invertir en el exterior son cada vez más amplias y seguras. Hay que perder el miedo.

El mundo está al alcance de la mano

Rusia, Turquía y Japón son destinos remotos para cualquier colombiano. Sin embargo, si se habla de inversiones financieras en esos países, las posibilidades pueden estar a la vuelta de la esquina.

La apertura de los mercados mundiales de valores hizo más fácil para toda persona la factibilidad de incluir en su portafolio inversiones internacionales. Pero en Colombia, el tema se mira aún con mucha desconfianza, a pesar de que la alternativa es real y se puede hacer de forma segura y fácil, porque muchas instituciones serias y de tradición ofrecen estas posibilidades.

Alberto Bernal, analista de la firma Bear Stearns, aseguró que uno de los mecanismos más eficientes para los pequeños inversionistas son los fondos mutuos que tienen los bancos de inversión en el exterior. En Colombia, cualquier persona puede acceder a estos fondos por medio de un comisionista de Bolsa que sea representante de estas instituciones.

Marino Salgado, de la compañía Profesionales de Bolsa, aseguró que las firmas comisionistas tienen acuerdos con entidades en otros países, lo que permite hacer todo tipo de inversiones en cualquier parte del mundo y de manera segura. Estos fondos recaudan recursos por todo el planeta e invierten, según el objetivo, en acciones, bonos de deuda pública y otros papeles.

¿Por qué puede resultar una buena decisión, invertir en el exterior? Primero que todo, porque es una manera de diversificar, pues son inversiones de mediano plazo, seguras y que ofrecen rentabilidades que, según la composición del fondo, pueden oscilar entre 5 por ciento y 20 por ciento anual en dólares.

Un fondo mutuo se alimenta con el aporte de muchas personas en distintas partes del mundo. Y esos recursos se administran e invierten en distintos activos financieros como acciones o bonos de deuda pública. Cada fondo se estructura de acuerdo con unas necesidades de los inversionistas.

Este tipo de inversiones es para el mediano y el largo plazo, no se trata de movidas especulativas, para sacarle provecho al mercado en cuestión de días. Es más, la inversión debe estar en el fondo un tiempo mínimo de seis meses, para garantizar la posibilidad de mejores rentabilidades.

Obviamente, es necesario tener en cuenta ciertos principios a la hora de invertir en estos fondos. Primero, en muchos casos, la inversión mínima es de 25.000 dólares. Además, se debe tener completa seguridad de que su comisionista de Bolsa es representante del fondo y que se trata de una compañía seria y de tradición; no olvide indagar por el impacto de la tasa de cambio y la inflación en su inversión.

Tener un portafolio 'internacional' es una posibilidad que está hoy sobre la mesa para cualquier persona. Sólo hay que preguntar, porque el mundo está al alcance de la mano.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.