Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/5/2001 12:00:00 AM

Escoger fondo

Hoy en día hay una amplia gama de opciones para ahorrar a través de fondos de inversión. ¿Cuál elegir?

Los fondos de inversion son una forma muy práctica de invertir el dinero sin tener que preocuparse por elegir cada título, hacerle seguimiento y vender para nuevamente volver a comprar. El auge que han tenido últimamente muestra que los pequeños ahorradores cada vez los consideran más como alternativa, distinta a las tradicionales cuentas de ahorro, para invertir el dinero.

Y es que son varias las ventajas. Los fondos juntan la plata de todos los ahorradores y con el mayor volumen de recursos pueden negociar mejores tasas a la hora de invertirlos. También diversifican el riesgo, pues compran títulos de varias entidades al mismo tiempo. Por ejemplo, bonos de deuda del gobierno, de empresas privadas y CDT emitidos por bancos. A diferencia del inversionista individual, que al comprar un solo título está poniendo todos los huevos en la misma canasta, los fondos minimizan el riesgo al distribuirlo entre los más variados papeles. Estas ventajas explican el auge que han tenido los fondos últimamente en el país.

Hoy en día los hay de varios tipos. Los principales son los llamados Fondos Comunes Ordinarios (FCO), administrados por las sociedades fiduciarias, y los fondos de valores, que son manejados por las comisionistas de bolsa. También hay otra categoría, que son los llamados fondos de inversión como tales, muy próximos a los de valores pero no son administrados por comisionistas sino por otro tipo de sociedades.

Estos tres nombres de pronto pueden confundir pero lo cierto es que, desde el punto de vista del ahorrador, son la misma cosa. Las diferencias obedecen únicamente a razones jurídicas. En todos los casos el cliente abre una cuenta efectuando un trámite muy sencillo. El monto mínimo que se le exige al ahorrador varía según el caso pero casi siempre oscila entre 200.000 y 500.000 pesos. Y una vez abierta la cuenta el rendimiento es atractivo pues son muchos los casos en que supera el de un CDT de plazo equivalente.

¿Como elegir?

Ante la amplia variedad de fondos que existen en el país hay que tener en cuenta varios criterios a la hora de escoger. Lo primero que uno debe tener claro es si va a necesitar la plata en cualquier momento, en cuyo caso debe optar por un fondo a la vista. Si, por el contrario, está en capacidad de dejar el dinero quieto por un tiempo es mejor meterse en un fondo a 30 ó 90 días, que ofrece mayores rendimientos.

La rentabilidad de los fondos se publica periódicamente. En el caso de los fiduciarios la Superintendencia Bancaria divulga un reporte semanal, en el cual aparece el rendimiento que ha tenido cada uno de ellos en el último mes. Para los fondos de valores y de inversión la información es mucho más completa, pues por requerimiento de las autoridades deben publicar en sus páginas de Internet todos los datos que el ahorrador debe tener en cuenta a la hora de escoger.

Primero divulgan permanentemente sus rentabilidades para períodos más largos (un mes, seis meses). Estos rendimientos se calculan después de comisiones y otros pagos, de manera que el porcentaje anunciado es lo que efectivamente recibió quien invirtió en el respectivo fondo. De otro lado, publican la calificación de riesgo, tanto del fondo en sí como de la firma que lo administra. Esto le recuerda al ahorrador que hay unas opciones más seguras que otras. La calificación de riesgo, otorgada por una firma independiente, es uno de los principales parámetros que el cliente debe tener en cuenta al evaluar la seguridad de su inversión.

Pero los fondos también publican otros datos que el cliente debe tener en cuenta, como la composición del portafolio. Qué tanto se invierte en renta fija o renta variable, aunque la gran mayoría sólo incluye la primera. Qué títulos compra, quién los emite, a qué plazos, son cuestiones que el ahorrador debe mirar. Y ahí es donde el inversionista encuentra mucho de dónde escoger, pues hay fondos que hacen más énfasis en bonos yankees o de otro tipo. También los hay que invierten parte o la totalidad en títulos denominados en dólares, lo cual puede resultar atractivo para quienes esperan que el peso se devalúe.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1830

PORTADA

En la cuerda floja

La economía avanza a paso muy lento. Se necesita con urgencia un estartazo, pero el desánimo y el pesimismo limitan las posibilidades de una recuperación.