Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 10/18/2008 12:00:00 AM

Los ricos también lloran

La crisis se ha llevado por delante parte de las riquezas de los grandes multimillonarios, e incluso de Colombia. Carlos Slim, Bill Gates, Julio Mario Santo Domingo y Luis Carlos Sarmiento hoy son menos ricos que hace unos pocos meses.

La crisis financiera no ha hecho distinción alguna. Los hombres más ricos del mundo también están sintiendo en carne propia los efectos del desplome de las Bolsas de valores en todo el mundo. Sus grandes patrimonios, representados en acciones, se han reducido en enormes proporciones. Sin mover un dedo hoy son menos ricos que hace unos cuantos meses.

El derrumbe en cadena de las Bolsas no se lo imaginaba nadie, por lo menos no en esta magnitud. En los mercados de Asia, Europa, Estados Unidos y América Latina los precios de las acciones se han ido literalmente al piso. En lo que va corrido del año, la Bolsa de China ha caído 62 por ciento, la de Hong Kong 42, la de Fráncfort 40, la de Francia 39, la del Reino Unido 36 y la de Nueva York 35 por ciento. En América Latina el top del desplome lo encabeza Sao Paulo con 56 por ciento, le sigue Perú con una caída del 52 por ciento, Colombia con 30 y México con 28 por ciento.

Según un análisis de Cnnexpansión.com, Carlos Slim ha visto caer su riqueza en 31 por ciento, tras reducirse el valor de las acciones de sus empresas en Bolsa. El principal propietario de América Móvil y Telmex dijo recientemente que esta crisis financiera es la más fuerte que ha conocido en su vida. Le sobran razones para decirlo. Su patrimonio disminuyó durante los últimos meses, en los mercados de capitales, a 39.000 millones de dólares, desde los cerca de 57.000 millones que tenía al cierre de 2007, cuando se ubicó como el segundo hombre más rico del mundo, según la revista Forbes. Las acciones de su joya más preciada, la telefónica América Móvil, están cayendo este año más del 40 por ciento en la Bolsa mexicana.

El desplome de los mercados bursátiles no ha tenido piedad con nadie. Ha sido especialmente implacable con los más ricos de España. Prisa perdió en el último año el 75 por ciento de su valor en Bolsa. La acción, que se cotizaba al finalizar la semana pasada a 3,25 euros, valía hace 12 meses 12,83. La valoración bursátil del grupo es de 700 millones de euros, un mínimo histórico. El grupo de comunicación que preside Ignacio Polanco y dirige Juan Luis Cebrián ha sido duramente castigado en el mercado bursátil. Prisa tiene intereses en Colombia, toda vez que es propietario de Caracol Radio y busca hacerse al tercer canal de televisión.

La caída de la Bolsa española ha golpeado duro. El índice, Ibex, perdió el 21 por ciento de su valor en una sola semana y el 40 por ciento en lo que va del año. Los patrimonios de millonarios como Emilio Botín, dueño y presidente del Banco Santander, se han resentido. No es para menos. La capitalización bursátil del Banco Santander, que el año pasado se situaba en 92.500 millones de euros, hoy está en 58.000 millones. El precio de la acción ha bajado el 38 por ciento.

Los patrimonios de Bill Gates y Warren Buffett hoy no son las mismos de hace 10 meses. Mientras el fundador de Microsoft, que pasó al segundo lugar de la lista de Forbes con un fortuna de 57.000 millones de dólares, este año disminuyó su riqueza en cerca de 2.000 millones, Buffet ha aprovechado la turbulencia para crecer su patrimonio. La riqueza del presidente de Berkshire Hathaway aumentó el 17 por ciento en poco más de un mes, cal crecer en 8.000 millones de dólares. Así, su fortuna se elevó a 58.000 millones de dólares. En un artículo publicado por el New York Times, Buffet contó la regla de oro que dicta sus compras: "Ser temeroso cuando otros son codiciosos, y ser codicioso cuando otros son temerosos". Buffett está comprando acciones a título personal porque cree que este es el momento adecuado para entrar en el mercado.

Los colombianos también sufren

Pero si por allá les llueve a los más ricos, por acá no les escampa. Luis Carlos Sarmiento Angulo, el gran magnate del sistema financiero colombiano, propietario de cuatro bancos, una corporación financiera y un fondo de pensiones, también ha sido castigado en su patrimonio accionario. Hace pocas semanas, Sarmiento, el hombre más rico de Colombia y el número 178 del mundo, según la revista Forbes, con una fortuna aproximada de 5.500 millones de dólares, dijo que no era descartable que la crisis financiera mundial tocara a Colombia. Sí que tenía razón. El valor de la acción del Grupo Aval, donde Sarmiento es propietario mayoritario, ha caído en solo mes y medio en 19 por ciento y el valor bursátil del Grupo ha disminuido en 1,4 billones de pesos. La acción del Banco de Bogotá, la institución estrella de Sarmiento, ha perdido el 16 por ciento en los últimos 45 días. Este banco hoy vale en Bolsa un billón de pesos menos de lo que valía hace un mes y medio.

Su colega en el ranking de los millonarios colombianos, Julio Mario Santo Domingo, también ha sentido el rigor de la crisis financiera. En los últimos 12 meses, la acción de SAB Miller ha perdido el 38,6 por ciento en la Bolsa de Londres. El último mes y medio, el título de la cervecera ha sufrido el descenso más pronunciado, con el 28 por ciento. Actualmente la familia Santo Domingo tiene el 15 por ciento de las acciones de SAB Miller. Con la desvalorización que ha registrado la compañía en Bolsa, el patrimonio de Santo Domingo representado en estas acciones se ha visto reducido en aproximadamente 2.000 millones de dólares. En una menor proporción, su patrimonio se ha visto también afectado en Colombia, a través de la caída en la acción de Valorem, sociedad inversora de propiedad de Santo Domingo.

Pero si de bajonazo patrimonial se trata, los accionistas del Grupo Empresarial Antioqueño (GEA) han sido los más golpeados en esta coyuntura. Las acciones de las compañías inscritas en la Bolsa de Colombia se han desvalorizado en proporciones no imaginadas. La acción de Bancolombia, el mayor banco del país, ha caído el 28 por ciento en cuestión de mes y medio. En plata blanca, significa que el valor en Bolsa ha disminuido poco más de tres billones de pesos en ese lapso. La acción de Cementos Argos, también del GEA, ha perdido el 20 por ciento, entre septiembre y octubre y el valor de la compañía en Bolsa se ha reducido en billón y medio de pesos. Otro tanto ha perdido la Nacional de Chocolates. La acción de Suramericana de Inversiones se ha desvalorizado del 25 por ciento, en los últimos 45 días.

El impacto de esta crisis sobre el valor de las compañías colombianas en Bolsa es gigantesco. A finales de agosto de 2008, la capitalización bursátil en Colombia (valor de las empresas en la Bolsa) era de 230 billones de pesos y hoy está en 196 billones de pesos. Esto significa que la debacle de los mercados bursátiles se llevó de un tajo 37 billones de pesos.

Claro, como dice el ex superintendente financiero y ex presidente de la Bolsa de Valores, Augusto Acosta, una vez retorne la calma al mundo, que no se sabe cuándo será, los títulos nuevamente se valorizarán y podrán recuperar lo perdido. Por ello los expertos recomiendan calma y no salir en estampida de la Bolsa. Eso lo saben de sobra los multimillonarios. Ellos no están pasando penurias y pueden esperar a que lleguen mejores vientos y su riqueza regrese como se fue.
 
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.