Viernes, 9 de diciembre de 2016

| 2000/05/29 00:00

Nadie quiere euros

Nadie quiere euros

La semana pasada el Banco Central Europeo subió la tasa de interés de corto plazo en un 0,25 por ciento —hasta 3,75 por ciento—, en un intento por detener la caída del euro frente al dólar. Sin embargo los mercados financieros no respondieron positivamente a este hecho y la moneda única europea, que había debutado en enero de 1999 a un precio de 1,17 dólares por euro, llegó al nivel más bajo de su corta historia cuando cayó a 0.91 dólares por euro. Este hecho tiene preocupados a los analistas, quienes estiman en su mayoría que mientras siga el boom económico en Estados Unidos será imposible que la moneda del Viejo Continente recupere su valor.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.