Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/8/1991 12:00:00 AM

¿OPTIMISMO INFUNDADO?

La inflación no baja pero el ministro de Hacienda sigue pensando en lograr la meta del 22 por ciento.

NADA QUE CEDE. A PESAR de todos los esfuerzos del Gobierno, la inflación persiste. El aumento de 2.2 por ciento en mayo en el Indice de Precios, y el incremento del 31.16 por ciento en los últimos 12 meses, no son nada alentadores. El ministro de Hacienda, Rudolf Hommes, asegura, sin embargo, que no está derrotado y que de ninguna manera dará su brazo a torcer.
Para los colombianos, el optimismo de Hommes resulta por lo menos sorprendente, si se considera que ya han transcurrido cinco meses de 1991 y el Indice de Precios apenas ha bajado un punto de los 10 que se propuso rebajar el Gobierno. El Ministro, sin embargo, tiene sus razones. Y todavía piensa que podrá lograr la meta.
En materia de alimentos, el gran dolor de cabeza han sido la carne y el arroz. La primera por el contrabando y las exportaciones a Venezuela, el menor consumo de pescado y el ciclo ganadero. El segundo, por la tardanza del Idema en realizar sus existencias y al auge de prácticas monopolistas por parte de algunos molineros. Pero según el Ministro, tales factores están siendo controlados y
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1830

PORTADA

En la cuerda floja

La economía avanza a paso muy lento. Se necesita con urgencia un estartazo, pero el desánimo y el pesimismo limitan las posibilidades de una recuperación.