Domingo, 11 de diciembre de 2016

| 1998/06/01 00:00

ORGANIZACION SARMIENTO ANGULO

Con la formación del Grupo Aval, el duro de la banca pone la mira en la Bolsa de Nueva York.

ORGANIZACION SARMIENTO ANGULO

Entre los grandes grupos económicos del país, la Organización Luis Carlos Sarmiento Angulo califica claramente como el más agresivo en materia de adquisiciones. En línea con la tendencia de una gran consolidación en el sector financiero mundial, la Organización Sarmiento Angulo se embarcó hace ya varios años en la estrategia de comprar participación en el sector financiero colombiano mediante la adquisición de un importante número de entidades financieras de diferente índole. Sólo en los últimos 12 meses el grupo ha adquirido un banco, una corporación de ahorro y vivienda, cuatro compañías de leasing y dos corporaciones financieras.
El logro más importante de la Organización Sarmiento Angulo el año pasado y el proyecto en el cual se concentraron la mayoría de sus esfuerzos fue la creación del Grupo Aval. Con él, la Organización Sarmiento Angulo está en proceso de integrar sus entidades financieras para brindar a sus clientes la posibilidad de realizar todo tipo de operaciones financieras en sus entidades, indiferentemente de donde tengan su cuenta. Culminada la primera etapa de integración de servicios la Organización Sarmiento Angulo está concentrada en las dos etapas restantes: la estructuración legal y la colocación del Grupo Aval en el mercado bursátil colombiano y en la bolsa de valores de Nueva York. Luis Carlos Sarmiento Angulo espera que antes de finalizar este año colombianos y extranjeros puedan adquirir acciones del Grupo Aval en las bolsas de valores locales y extranjeras si las condiciones del mercado lo permiten.
No obstante, con una participación en el pastel financiero del país que bordea el 18 por ciento según cálculos del grupo, a Sarmiento no le resta mucho espacio para invertir en este sector sin sobrepasar el límite de 25 por ciento que dispone la ley colombiana. Con esta restricción en mente, desde hace dos años el grupo ha enfilado sus baterías principalmente hacia las telecomunicaciones, sector que, dado su alto riesgo y vastos requerimientos de capital, se encuentra reservado exclusivamente para los grandes inversionistas. En palabras de Luis Carlos Sarmiento Angulo, "existen extraordinarias sinergias entre el sector financiero y el sector de telecomunicaciones, por cuanto ambos se orientan administrativa y tecnológicamente al manejo de mercados masivos".
El Grupo Sarmiento constituyó la empresa Orbitel, en alianza con el Grupo Empresarial Bavaria y las Empresas Públicas de Medellín, para entrar a competir en el mercado de larga distancia nacional e internacional. Sin embargo los observadores coinciden en que la alianza entre estos pesos pesados para ofrecer larga distancia es tan solo el primer paso. Los planes futuros podrían incluir una alianza en telefonía celular entre los socios de Orbitel para hacer frente a Comcel, que mediante la adquisición de Occel (operador celular del occidente del país) se convirtió este año en la más grande empresa de telefonía celular de Colombia. Sarmiento adquirió de manos de su ex socio, la Telefónica de España, el 40 por ciento de Cocelco, empresa celular que opera en el occidente del país, convirtiéndose en dueño absoluto de la entidad a un precio que según los expertos fue excepcionalmente bajo para este tipo de entidad.
Finalmente, en materia de telecomunicaciones, Sarmiento participa actualmente junto con Interconexión Eléctrica S.A. en la instalación de una red de fibra óptica nacional cuya capacidad cubrirá ampliamente las necesidades del país en materia de transmisión para varias décadas.La Organización Luis Carlos Sarmiento Angulo logró la difícil tarea de mantener sus resultados operativos en un año especialmente difícil en materia económica y en un escenario de competencia sin precedentes en el sector financiero colombiano. Los ingresos del grupo alcanzaron los 3.6 billones de pesos, incrementándose en un 13 por ciento, en términos reales, con respecto al año anterior. No obstante, en 1997 se produjo una caída del 22,7 por ciento en la utilidad neta del grupo en términos reales (a 454.410 millones de pesos) con respecto al año anterior. Esta caída nada tiene que ver con el desempeño de sus negocios. Fue producto de una utilidad extraordinaria de 150 millones de dólares en 1996, derivada de la venta de Cementos Samper al grupo mexicano Cemex.
Una agresiva estrategia de expansión en los sectores que conoce bien, alianzas estratégicas con grupos de reconocida trayectoria en sectores que pretende penetrar y una especial atención a las tendencias empresariales globales, seguramente mantendrán a la Organización Sarmiento Angulo entre los principales grupos económicos del continente en las décadas por venir.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.