Viernes, 9 de diciembre de 2016

| 2016/02/18 11:28

Ripley cierra operaciones en Colombia en 90 días

La firma minorista chilena aduce que no obtuvo los resultados esperados ni buenos niveles de participación en el mercado nacional.

Ripley cierra operaciones en Colombia en 90 días Foto: queryx.com

La empresa de comercio minorista Ripley, una de las más grandes de Chile, anunció este jueves el cierre de sus operaciones en Colombia. "En el escenario macroeconómico de Colombia surgieron cambios que no eran previsibles en la época en que se decidió invertir en ese país", indicó un comunicado de Ripley a la Superintendencia de Valores y Seguros de Chile.

Añadió que "no se produjeron los resultados esperados ni los niveles de participación de mercado necesarios para garantizar la sostenibilidad de la operación".

"El directorio de la compañía ha tomado la decisión responsable de finalizar la operación en Colombia, a través de un proceso de salida organizado y respetuoso de la ley y las personas", insistió la compañia en un comunicado.

Ripley, fundada en 1956, es una de las más grandes cadenas minoristas de Chile con decenas de tiendas en el país y desde 1997 en Perú. Decidió expandirse a Colombia en el 2013 y hasta el año pasado abrió seis tiendas en Bogotá y otras ciudades.

Los ingresos por el cierre de sus operaciones alcanzarán los 18 millones de dólares, mientras que las pérdidas se conocerán en la contabilidad de los estados financieros consolidados hasta el 31 de diciembre del 2015.

En el 2014, Ripley sufrió pérdidas cercanas a los 27 millones de dólares por sus operaciones en Colombia.

Ripley se convierte en la segunda empresa de su tipo en dejar el mercado colombiano, luego que La Polar, otra minorista chilena, anunció en el 2014 su salida acusando cambios en las condiciones de mercado y arancelarias.

Frente a sus actuales trabajadores, Ripley Colombia señaló que "se ha diseñado un plan de retiro extraordinario que toma en consideración aspectos de estabilidad económica y social".

Añade que, además, "se honrarán todos los contratos y compromisos legales que existen con las empresas proveedoras y, en especial, con cada una de las personas que son parte de la operación en Colombia".

Por su parte, la cartera financiera pendiente (entre ellas las tarjetas de crédito Ripley) será vendida a Banco Popular, operación que está sujeta a la aprobación de la Superintendencia Financiera.

"La compañía agradece la colaboración y compromiso de todas las personas y entidades que la acompañaron en Colombia y, en especial, a las autoridades, a los clientes y colaboradores, por la oportunidad de ser parte de su país", añadió el texto.

Las cuentas

Según informó la cadena, las ventas de Ripley en Colombia representan aproximadamente un 3 % del total de los ingresos de Ripley Corp. S. A. y generaban una pérdida recurrente que, en el 2014 ascendió a 27 millones de dólares.

Los costos estimados asociados al cierre de esta operación se reflejarán en la contabilidad de la compañía en los estados financieros consolidados al 31 de diciembre de 2015, mediante un cargo por un monto aproximado de 92 millones de dólares y la reclasificación a resultados desde otras reservas registrada en patrimonio de la diferencia de cambio generada en las inversiones en Colombia por 21 millones de dólares.

En términos de flujo de caja, se estima que esta decisión representará un ingreso aproximado de 18 millones de dólares y la eliminación de la pérdida recurrente en Colombia antes mencionada.

Con información de AFP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.