Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/20/1995 12:00:00 AM

A TODA MAQUINA

El espectacular crecimiento de la venta de computadores en Colombia ha despertado el interés de las multinacionales de la informática.

UN CONOCIDO DICHO Afirma que en su desarrollo Colombia pasó de la mula al jet. Pero si de tecnología se trata alguien podría decir que en menos de una década el país dio el salto del ábaco al computador.
Y es que las cifras no mienten: el auge de esta máquina ha sido de tales proporciones que el mercado colombiano es considerado como el más dinámico de América Latina. Aunque en términos de volumen el país todavía se encuentra por debajo de Brasil, México y Argentina, sus indicadores opacan a los demás países de la región. En 1994 las ventas de computadores ascendieron a 285 millones de dólares, un 43 por ciento más que en 1993. Si se agrega a ese rubro la venta de programas y otros servicios, los cálculos sostienen que el mercado habría llégado a 560 millones de dólares el año pasado.
Como el negocio ha sido bueno, Colombia fue invadida por las multinacionales de la informática. El año pasado abrieron subsidiarias firmas tan conocidas como Acer, Epson, Panasonic, Sun, Lotus -hoy propiedad de IBM-, SCO, Informix, y este año han debutado Novell, Computer Associattes, 3COM y ByNetworks. El arribo masivo de las compañías metidas en el negocio de la informática no se debe exclusivamente al comportamiento del mercado nacional; para el presidente de Compaq, Julián Saldarriaga, "con la crisis en México, Argentina y Venezuela, muchos nuevos jugadores llegaron a Colombia".
En general, los diferentes ramos del mercado presentan buenas posibilidades. Los vendedores de grandes equipos -aquellos que cuestan más de un millón de dólares- están felices pues este segmento creció en 1994 por segundo año consecutivo, a diferencia de lo que ha sucedido a nivel mundial. Para Carlos Villate, quien maneja en Colombia el sistema de información International Data Corporation, este fenómeno se explica porque "durante un largo período las importaciones de equipos de computación estuvieron restringidas, con lo cual había un atraso tecnológico. El mercado también lo han dinamizado las nuevas empresas que se han establecido en el país".
Sin embargo el pedazo más apetitoso del ponqué está por el lado de los ordenadores pequeños -con un valor inferior a 100.000 dólares-. Por una parte porque son estos los que se utilizan para las conexiones en línea y, por otro, en esta categoría se incluye la gama que está causando en el mundo: los computadores personales, que en Colombia componen tres cuartas partes del mercado. Según los datos de IDC en 1994 se vendieron en Colombia 142.100 unidades de estos equipos por cerca de 210 millones de dólares, que implican un crecimiento del 69 por ciento con respecto a 1993. De este total, IDC estima que 17.000 fueron ensamblados en Colombia, una cifra que debería aumentar en 1995 después de la inauguración de la planta de Acer en Bogotá.
Los computadores personales tienen dos tipos de compradores. Por una parte están los pequeños negocios y los profesionales independientes, para quienes son una herramienta de trabajo. Cómo serán de atractivos que los organizadores de Compuexpo, que abrió sus puertas la semana pasada, les tienen el ojo echado: el 40 por ciento de las invitaciones que se enviaron este año se dirigieron a este grupo.
Por otra parte están los computadores del hogar. Aunque en Colombia este segmento no ha tenido una importancia muy grande, sus perspectivas son bastante buenas. La multimedia ha conseguido que la informática sea más cercana al usuario común y corriente, pues le brinda la oportunidad del sonido y el movimiento. Pero según Carlos Villate la limitante para este sistema en el ámbito local es que "son pocos los programas de juegos y enciclopedias que están traducidos al español".
Los avances constantes en materia de informática pueden haber contribuido a limitar el crecimiento del mercado de PC dirigidos a las familias. El usuario siempre está a la expectativa de cuál será la siguiente innovación y teme quedar desactualizado. "En Colombia adquirir un computador de dos millones de pesos es una decisión que el común de la gente estudia con detenimiento", sostiene Villate.
A pesar de estas particularidades del segmento de los domésticos, Colombia es un mercado al cual le caben todavía muchos computadores. Con un crecimiento del Producto Interno Bruto superior al 5 por ciento anual y con la todavía moderada penetración de la informática, las multinacionales seguirán llegando, para suerte y beneficio del consumidor y de la industria local asociada al sector. Esa es una realidad que hace 10 años nadie se hubría atrevido a predecir. Ni siquiera con la ayuda de un computador.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.