Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 5/10/2008 12:00:00 AM

¿Lo comido por lo servido?

La semana pasada el precio del petróleo superó los 125 dólares el barril, un nivel que fue pronosticado a finales del año pasado, pero que muchos consideraron lejano de alcanzar. Ahora, el banco de inversión Goldman Sachs fue más lejos. Su analista de cabecera del sector acaba de augurar que el barril de petróleo podría subir en dos años a 200 dólares. Como es obvio, con los elevados precios del crudo los países productores están haciendo cuentas alegres. Colombia es uno de ellos. Las utilidades de Ecopetrol son históricas y por consiguiente el gobierno recibirá recursos sin precedentes.

Sin embargo, no todo lo que brilla es oro. Y no todos están contentos. “La fiesta se irá en subsidios”, le dijo a SEMANA el ministro de Hacienda, Óscar Iván Zuluaga, lamentando que en semejante bonanza, el gobierno no pueda ahorrar los mayores recursos que está recibiendo, como muchos lo aconsejan.

El asunto es que en la medida en que el precio internacional del petróleo suba, el gobierno se verá obligado a aumentar la partida presupuestal para subsidiar el consumo interno de la gasolina. Este año se tenían presupuestados 760.000 millones de pesos para cubrir este costo. Pero esto se hizo con base en un precio de 97 dólares el barril. Ahora, las cuentas se descuadraron. En el Ministerio de Minas estiman que con los nuevos precios externos, el costo de subsidiar la gasolina demandará entre cuatro y cinco billones de pesos. Como dice el adagio, esta vez será lo comido por lo servido.

Y lo más grave es que pese al subsidio, los consumidores colombianos están sufriendo cada mes alzas de entre 80 y 100 pesos en la gasolina. Al paso que vamos, los 400.000 nuevos accionistas de Ecopetrol son los únicos felices en esta fiesta. La inversión que hicieron a finales del año pasado se ha valorizado en más de un 100 por ciento. Así es la vida: la dicha de unos es la desgracia de otros.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1850

PORTADA

El hombre de las tulas

SEMANA revela la historia del misterioso personaje que movía la plata en efectivo para pagar sobornos, en el peor escándalo de la Justicia en Colombia.