Lunes, 23 de enero de 2017

| 2002/07/08 00:00

Mal de salud

La salud del legendario grupo Fiat y la de su propietario, Gianni Agnelli, corren la misma suerte. La compañía de autos ha consumido 3.000 millones de dólares de patrimonio en los últimos tres años y, a juzgar por los resultados del primer trimestre de 2002, que arrojaron pérdidas de 429 millones de dólares,

Mal de salud

La salud del legendario grupo Fiat y la de su propietario, Gianni Agnelli, corren la misma suerte. La compañía de autos ha consumido 3.000 millones de dólares de patrimonio en los últimos tres años y, a juzgar por los resultados del primer trimestre de 2002, que arrojaron pérdidas de 429 millones de dólares, las perspectivas a futuro no son buenas. La situación coincide, además, con un momento delicado para la familia Agnelli, la dinastía fundadora de Fiat, cuyo patriarca, Gianni Agnelli, se enfrenta a graves problemas de salud al filo de los 82 años. Ante un panorama tan difícil son muchos los analistas internacionales que se preguntan si Fiat, que ha convivido con dictaduras y gobiernos de izquierda, que ha superado baches económicos y guerras de poder, se encuentra realmente ante la última crisis. A juicio de muchos analistas, la única salida que le queda al grupo italiano es venderle su división de autos a la norteamericana General Motors, que ya posee el 20 por ciento del negocio.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.