Viernes, 2 de diciembre de 2016

| 2016/10/19 10:11

El matoneo virtual, una nueva tortura

El Bullying del siglo XXI no les da descanso a los niños y jóvenes. El acoso ha cobrado nuevas dimensiones con la virtualidad.

El matoneo virtual, una nueva tortura Foto: Archivo Semana

Los profesores notan el matoneo de diferentes formas. Las miradas, sonrisas, carcajadas, y los silencios pueden ser indicios, menos evidentes que los golpes e insultos. Cuando se dan cuenta intervienen con reflexiones y llamados de atención. Pero en muchas ocasiones, pasan los años y los maestros no han percibido el acoso entre los jóvenes o simplemente no han sabido cómo modificarlo. Después de las clases, los padres reciben a sus hijos cabizbajos, sin ganas de ir al colegio.

La situación con los años puede convertirse en una tortura para quienes sufren de las burlas de sus compañeros. Expertos aseguran que el matoneo puede causar daños psicológicos con graves efectos, a veces irreversibles. El problema es que, según la ONU-CBS, el 55% de los niños y jóvenes en América son víctimas de acoso. Si bien algunos adultos afirman que esto ha ocurrido siempre, no tienen en cuenta el nuevo escenario del Bullying del siglo XXI: las Redes Sociales.

Los jóvenes viven gran parte de sus vidas conectados a sus celulares, tabletas y computadoras. Los planes, las fiestas, se organizan en Facebook; las tareas y los trabajos en grupo tienen una realidad virtual. Las nuevas tecnologías hacen parte integral de su sociabilidad, que funciona no ya en las ocho horas del colegio, sino durante las 24 horas del día, los siete días de la semana. No hay tregua para la interacción, que es a veces amable y respetuosa, pero otras tantas, conflictiva.

El mismo estudio de la ONU-CBS sostiene que el 82.7% de los casos de maltrato ocurren en las redes sociales. En algunos casos, según le afirmó a Semana Educación un estudiante de un colegio privado, una foto, un comentario, puede llegar a todos los grados del colegio. En cuestión de horas, los insultos y los chistes pueden contarse por cientos. Cerrar la cuenta no es una opción para muchos niños y jóvenes, porque las redes son necesarias para relacionarse.   

En este contexto, NOSOTRAS se asoció con una agencia de publicidad, TBWA Colombia, para impulsar LOVING, una campaña lanzada el 3 de octubre, que tiene el objetivo de cultivar las prácticas saludables que contribuyan a reforzar los valores, como la seguridad y la confianza, en niñas y adolescentes. Así lo sostuvo Gloria Diez, directora de cuentas de TBWA Medellín.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.