Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 12/1/2017 10:02:00 AM

En Tumaco, sanar las heridas de los adultos cambia la vida de los niños

En este municipio de Nariño, una de las regiones que ha sido más golpeada por el conflicto colombiano, se realizará la iniciativa piloto 'Semillas de apego'.

Agencia Anadolu

La organización Genesis Foundation, en asocio con la Universidad de Los Andes, lanzó un programa piloto de construcción de paz enfocado a niños entre cero y cinco años en Tumaco, Nariño, al suroeste de Colombia.

Este municipio del país concentra entre 16 mil y 23 mil hectáreas de coca, el mayor número de cultivos ilícitos en el país, y es, a su vez, una de las regiones más convulsas y violentas de Colombia, producto del enfrentamiento entre grupos armados organizados y guerrillas.
La primera infancia, los niños de cero a cinco años, no se escapan de las consecuencias de la guerra. Por ello es que se pondrá en marcha el programa ‘Semillas de Apego’, una iniciativa que busca “sanar” las heridas que ha dejado la guerra en padres y/o cuidadores de menores en zonas de conflicto para evitar el trato violento en su contra.

Le sugerimos: Modelo etnoeducativo para rescatar la cultura afrocolombiana

“Una gran cantidad de estudios demuestran que las condiciones de estrés que rodean a los niños en estas zonas, como el maltrato o el conflicto en sus comunidades, generan graves secuelas en el desarrollo neuronal de los menores”, aseguró Cristina Gutiérrez de Piñeres, directora ejecutiva de Genesis.

“El cuidador ha vivido la violencia y por ende es violento con ese niño”, insistió la directora.

Gutiérrez agregó que el trato violento se desencadena en problemas y retrasos en el desarrollo de los niños en todos los aspectos, como problemas de lenguaje y de aprendizaje, entre otros.

Natalia Henao, gerente de proyectos de Genesis, explicó que “hay secuelas que van quedando en las agentes educativas o padres de los niños que es necesario sanar, (…) pues ello va a potenciar el desarrollo sicosocial de los menores”.

Le puede interesar: Crean el primer doctorado en astronomía en Colombia

Henao resaltó la importancia que tienen las personas que se hacen cargo de los menores de estas zonas en la construcción de paz: “Son mujeres que, a pesar de haber sido afectadas por la violencia, son resilientes y luchan por ayudar a los niños de estas regiones de Colombia”.
‘Semillas de Apego‘ será un trabajo de atención psicosocial grupal, con 640 familias, que tendrá una duración inicial de dos años. El principal reto, según las voceras de Genesis, es mejorar las relaciones entre niños y cuidadores a través de actividades específicas, 15 sesiones grupales y seguimiento individual a cada grupo familiar por un año más.

Se espera que este programa sea llevado a otros territorios vulnerables del país, como Chocó o Magdalena, donde hay condiciones de violación de derechos humanos y educación de muy baja calidad.

La iniciativa también tiene como objetivo formar y fortalecer las capacidades de los pobladores locales.

‘Semillas de Apego’, que fue puesto a prueba en Bogotá, pero ajustado a las condiciones de Tumaco, inicia en febrero de 2018.

Le recomendamos: El urgente llamado de David Barguil frente al desequilibrio en universidades públicas y privadas

Las representantes de Genesis recalcaron que en sus programas educativos hay hijos tanto de excombatientes como de víctimas, por lo que generan un ambiente de reconciliación y paz: “No importa ese pequeño de dónde viene; respetamos que es un niño con los mismos derechos que otro”.

Actualmente Genesis Foundation atiende, a través de diferentes programas educativos, a 2400 niños y niñas, pero con ‘Semillas de Apego’ se atenderá a 640 familias. La meta es extender las bondades de su programa a 2400 grupos familiares.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.