Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 2016/04/25 18:00

Papás, ¡a responder sin miedo!

Si alguna vez sus hijos le han hecho preguntas como: Papi, ¿por dónde nacen los niños?, ¿qué es el semen? o mamá ¿qué es ser violado? este artículo es para usted.

Papás, ¡a responder sin miedo! Foto: Cortesía: Felix y Susana
;
Semana Educación

Hablar de sexualidad con los hijos es un tema difícil para la mayoría de los padres. Miedo, tabúes sociales o desconocimiento del tema son algunas de las razones por las que mamás y papás tartamudean, enrojecen o quedan sin palabras frente a las preguntas de sus pequeños.

Sin embargo, como señalan los expertos, evadir la respuesta no es una opción, pero entonces ¿cómo responderles?

Semana Educación y el programa de educación para la sana convivencia Félix y Susana de la Fundación SURA, se dieron a la tarea de preguntar a padres de familia en plataformas sociales como Facebook y Twitter, cuáles son las preguntas sobre sexualidad que les han hecho sus hijos, y que los han sorprendido fuera de base.

#Hablemosdesexualidad  es el nombre de esta campaña que eligió las preguntas más frecuentes entre los padres de familia para que expertos les den respuesta, y usted tenga más herramientas a la hora de hablar con sus hijos.

¿Qué es eso que les cuelga a los niños?

Como lo señala José Miguel Abad  Echeverri, Coordinador Nacional Científico y Salud Pública de la EPS SURA, lo más importante a la hora de hablar de sexualidad con los hijos es siempre hablar con la verdad. “Explicarles que el órgano genital de los niños se llama pene, y el de las niñas vagina, le permite a los pequeños entender y conocer mejor su cuerpo, lo que genera mecanismos de protección más efectivos, pues en la medida en que un niño entienda que su cuerpo se respeta y que nadie puede tocarlo, podrá contarle a su papá, a su mamá o a la persona que lo cuida, si algo extraño está pasando”.

¿Por qué a las niñas les sale sangre por la vagina y a los niños no?

Frente al tema, el doctor Fernando Rosero Mera, sexólogo de la clínica Marly dice que, “Les debemos decir a los niños que esto ocurre porque cada mes en el cuerpo de las mujeres crece un tejido especial que sirve de nido o de colchón para alojar a los bebés, pero cuando la mujer no queda en embarazo ese tejido se va cambiando cada mes, y por eso es que hay un poco de sangre. A este sangrado, que no produce dolor, se le llama menstruación”.

¿Los niños siempre producen semen?

La doctora Nereyda Lacera, especialista en educación sexual señala que a los niños las respuestas se les deben dar de acuerdo con su edad y madurez. “En este caso, se le debe decir: los niños no producen semen. Cuando tú tengas  doce, trece o catorce años y comiences a sentir algo que se llama excitación, el pene se va a parar y va a salir de él un líquido llamado semen.  Eso se produce cuando llegues a la adolescencia”, explica la doctora Lacera.

¿Por qué me gusta tocarme mi pene?

“Hay que decirle al niño que existen zonas que producen sensaciones que pueden ser agradables, y que es normal que al estimularlas pueda sentir una experiencia placentera –explica el doctor Fernando Rosero–. Aquí, nosotros como adultos debemos entender que cuando los niños se consienten y se tocan, lo hacen por simple exploración, no porque tengan el deseo de placer que tenemos los adultos, y es por eso que nunca se debe regañar a los niños por tocarse sus genitales porque esto puede generar conflictos en su despertar sexual. Eso sí, debemos explicarles que esto, como es tan personal, se debe hacer en la intimidad”. 

¿Por qué mi papá estaba montado encima de ti ayer y tú hacías ruido?

“No se angustie si lo corchan, lo importante es siempre responder sus inquietudes, jamás decirle ´eso no lo puede saber usted´ porque el niño va a buscar respuesta en otra persona y puede que esa respuesta no sea la adecuada. Además debemos entender que hablar de estos temas con los hijos, no significa despertar su curiosidad antes de tiempo. Cuando un padre o madre cree eso, es porque piensa que está hablando de sexo, y hablar de sexo y de sexualidad son dos cosas completamente diferentes”, señala el doctor José Miguel Abad.

En este caso específico, él recomienda aprovechar la pregunta para hablar del afecto y del amor. Decirle al niño que esto ocurre porque papá y mamá se aman, y por eso se abrazan y se besan para expresar su amor. También es un buen momento para explicarle que estos son espacios de intimidad solo para el papá y la mamá, y que deben respetarse.

Papá ¿por qué tienes la cuquita tan larga?

Para el doctor Rosero, a los niños siempre hay que orientarlos para que llamen todo por su nombre y así no crear morbo, falsas expectativas o cierto ocultismo frente a la sexualidad. “En este caso debemos responderle, hijo/hija ya sabes que los hombres y las mujeres somos diferentes, los hombres tienen un órgano genital llamado pene y las niñas uno llamado vagina. Si es niño se le puede explicar que ahora es pequeño, pero que conforme vaya creciendo su pene va a ir cambiando de color y de tamaño, así como el de su papá”, explica el doctor.

En la tele vi dos hombres besándose ¿Por qué?  

Los tres expertos coinciden en señalar, que esta clase de temas, se deben abordar sin tabúes y con toda la naturalidad del caso.  Se les debe explicar que generalmente la mayoría de las personas en el mundo forman parejas porque se enamoran, se quieren y desean pasar su vida juntos. Esas personas a veces pueden elegir a una persona de su mismo sexo, es decir, así como hay parejas de hombres y mujeres, también existen parejas de dos hombres o de dos mujeres. Esto  no es bueno ni es malo, es simplemente una decisión libre y voluntaria que las personas toman de acuerdo a sus gustos. 

¿Qué es ser violado?

“Si a un niño desde muy temprana edad se le educa en una sexualidad informada, responsable y con valores, ese niño va a tomar mejores decisiones a diferencia de otro menor que no ha sido educado en el tema. Por eso hay que explicarle al niño que si alguien lo toca o lo obliga a hacer cosas que no quiere, debe avisarle de inmediato a su papá, a su mamá o a la persona que lo cuida, pues eso no está bien”, explica el doctor José Miguel Abad.

Como lo explica el programa Félix y Susana, la sexualidad debe entenderse como un proceso integral en donde la parte biológica está íntimamente ligada a las vivencias que tiene un ser humano, y que impactan en la forma cómo se relaciona con los demás. Allí radica la importancia de generar vínculos de confianza y fortalecer la comunicación y la escucha entre padres e hijos. Así que ya lo sabe: ante cualquier inquietud de su hijo, no se angustie, no evada el tema y siempre responda con la verdad.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.