Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 10/6/2014 11:00:00 PM

Los empresarios se ponen la camiseta por la educación

El proyecto Líderes del siglo XXI conecta a las empresas con las instituciones educativas para que mejoren su gestión y formen estudiantes integrales que puedan aportar al desarrollo del país.

Desde 1994, un grupo de empresarios agrupados alrededor del Foro de Presidentes de la Cámara de Comercio liderado por el Alberto Espinosa López quisieron apostar por la educación como principal oportunidad para fomentar el desarrollo del país y fortalecer sus estrategias de Responsabilidad Social Empresarial. Así nació Líderes del siglo XXI, un programa que ha beneficiado a más de 1000 personas y que actualmente está formando a 516 directivos docentes en diez departamentos distintos, entre ellos Antioquia.

Se trata de una alianza entre Proantioquia, la Fundación Empresarios por la Educación, la Fundación Mamonal, la Comisión Vallecaucana por la Educación, la ANDI y varias entidades territoriales y cámaras de comercio regionales. El grupo identificó a Antioquia como escenario de trabajo por la inminente necesidad que había en las organizaciones escolares de fortalecer sus estrategias de gestión para mejorar la formación de los estudiantes. Antes del proyecto las escuelas no estaban gestionando efectivamente sus recursos y tenían un bajo nivel de desempeño institucional. Además, el sector empresarial no se acercaba al sector educativo y no reconocía su responsabilidad de alcanzar una mejor educación para todos.

El objetivo del programa es acercar al sector empresarial y al educativo para promover una formación pertinente, de calidad y para toda la vida. Una educación que le permita a los estudiantes desarrollar capacidades y herramientas para vincularse al sector productivo y al crecimiento del país.

Este voluntariado empresarial en las escuelas ya ha dado sus frutos. Para medirlo han desarrollado una herramienta de valoración (evaluación de seguimiento) que mide cómo se ha implementado el proyecto en cada institución educativa, y que se aplica en cada una de las cuatro etapas del programa. Evalúa cinco factores: desempeño en las pruebas de Estado, satisfacción con el proyecto, deserción, cobertura y ubicación de egresados.

Por ejemplo, en 2009 el 27 por ciento de las instituciones educativas que se acogieron al programa mejoraron estaban en nivel alto o más de las pruebas Saber 11. Para 2013, ese porcentaje aumentó al 52,4. Por otra parte, la deserción disminuyó en estas escuelas de un 8,1 por ciento en 2009 al 4,9 por ciento en 2013.

En cuanto a cómo se ubican los egresados de estos planteles, hace cinco años el 7,8 por ciento de ellos lograba ingresar a la educación técnica, tecnológica o profesional. Hoy día ese porcentaje se ha elevado hasta el 44,6. Además, actualmente el 23,5 de los estudiantes logran ubicarse en el mercado laboral tras culminar sus estudios. En 2013 esa tasa era del 14,8.

¿Quiere saber más?
Conozca otras exitosas experiencias educativas de Medellín y Antioquia durante la 1º Cumbre Nacional Educación: los territorios cuentan. Del 8 al 10 de octubre la capital de la montaña será un espacio de encuentro para la comunidad educativa donde se darán cita expertos nacionales e internacionales y líderes de los proyectos educativos más innovadores.

Inscríbase aquí.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.