Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/29/2010 12:00:00 AM

La tarea de Arias: armar el 'Toconmock'

Seis puntos estratégicos rodean la participación política de Andrés Felipe Arias en el actual debate presidencial. Girará en torno a mantener una coalición de partidos que defienda las tesis de Uribe y que enfrente en segunda vuelta a Antanas Mockus.

Quienes pensaban que Andrés Felipe Arias estaría al margen de las discusiones políticas, luego de que el Partido Conservador derrotó su tesis de hacer una alianza antes de la primera vuelta, estaban equivocados.

Este miércoles, Arias reapareció. Y lo hizo en el seno de su partido, pero no para pedir pista en la campaña de la candidata de la colectividad, sino para advertir de nuevo la necesidad de formar una coalición de partidos que garantice la continuidad de las tesis del presidente Álvaro Uribe.

La presencia de Andrés Felipe Arias en la junta de parlamentarios conservadores no sólo fue acogida con entusiasmo, sino que dejó claras sus intenciones: si no se pudo consolidar la coalición en la primera vuelta, él buscará que se haga para la segunda. Y esa será su tarea, a tan solo cuatro semanas del 30 de mayo, día de las elecciones.

Pero la unidad tiene otras metas, o en especial, una: atajar el evidente crecimiento de la llamada ‘ola verde’. Arias será el hombre que intente consolidar el ‘Toconmock’: todos contra Mockus, asumiendo que el candidato del Partido Verde estará en segunda vuelta, como también lo señala la tendencia de las intenciones de voto que marcan todas las encuestas.

De momento, se pueden advertir los seis puntos de acción de Arias que desarrollará en esta campaña, según el discurso que le planteó a la junta de parlamentarios conservadores y que repitió en los medios de comunicación.

1. Defender la persona y la obra del presidente Uribe.

“Si a uno le preguntan por la extradición del presidente Álvaro Uribe hay que rechazar esa posibilidad con toda firmeza (...) Hoy estoy preocupado por lo que pueda pasar a la seguridad en Colombia si la coalición no llega a la Presidencia y si se imponen tesis distintas a la hora de enfrentar con firmeza y con determinación al terrorismo”.

Andrés Felipe Arias, en su reaparición en el ruedo político, envió el mensaje de que su partido debe hacer parte de la coalición que se conformó desde hace ocho años en torno al presidente Álvaro Uribe. Y ahora, el camino es defender la persona del Presidente, como un patrimonio, y sus ideas, como una línea de gobierno que, en su criterio, el país debe seguir respaldando.

2. Evitar que el electorado conservador apoye a Mockus.

“Mi partido nunca va a estar apoyando a una persona que fue ambigua frente al tema de una extradición del presidente Álvaro Uribe, o que dijo que admiraba al presidente Hugo Chávez (...) Lo único que espero es que mi partido se defina porque con coqueteos a Antanas Mockus, pues nos acercaríamos allá. Pero la coalición debe ser con el partido de la U, es nuestro aliado natural. La coalición no es con las ambigüedades”.

Las palabras de Arias surgieron como una respuesta a posturas asumidas por Noemí Sanín. Una semana atrás, en el mismo escenario de la junta de parlamentarios conservadores, la candidata presidencial dijo: “las banderas que compartimos Antanas Mockus y yo desde 1998 son las que tengo todavía. Son mis banderas de siempre y no voy a abandonarlas nunca. Son banderas compartidas, las de la lucha contra la corrupción, la politiquería, porque tengo entendido que Antanas Mockus las defiende y las comparte, igual que nosotros los conservadores”.

Según Andrés Felipe Arias, los conservadores respaldaron su propuesta: “La mayoría de los parlamentarios estuvo de acuerdo en cuáles eran nuestros aliados naturales”

3. Reorientar el debate de la actual campaña presidencial hacia la seguridad.

“Considero que el actual debate no es de los políticos tradicionales contra lo demás, como han querido mostrarlo. Por eso, los partidos políticos tradicionales no podemos mostrar que estamos enfrascados en peleas internas por puestos o por una torta burocrática, porque eso no es verdad. Los partidos políticos estamos defendiendo unas ideas, una línea de pensamiento, por eso el debate debe ser entre quienes queremos defender esa línea de pensamiento de Álvaro Uribe contra quienes son ambiguos a la hora de responder ciertas cosas”.

Andrés Felipe Arias no desconoció la fuerza que ha alcanzado el Partido Verde, aunque la califica como una “euforia de Facebook”. Y por eso, considera que el debate que se debe presentar en la campaña presidencial no es el de las nuevas formas de hacer política, que representa Antanas Mockus, sino el de la continuidad de la seguridad democrática, que para Arias está representado por los partidos de la coalición.

Por eso, sus más duros ataques a la candidatura de Mockus hacen referencia a temas de seguridad en frases más que directas: “A esos bandidos hay que darles duro, no se los puede combatir pelando nalga, sacando tarjetas o mostrando lapicitos”.

4. Componer la coalición para la segunda vuelta

“Fui defensor de una coalición antes de la primera vuelta, pero los partidos tomaron la decisión de ir solos. En eso me derrotaron. Pero desde ya se debe definir una línea ideológica para la segunda vuelta. El Partido Conservador, la U, Cambio Radical, porque Germán Vargas Lleras tampoco tiene ambigüedades en temas de seguridad”.

Para Andrés Felipe Arias, la única forma de garantizar la continuidad de las líneas de pensamiento del presidente Álvaro Uribe es recomponer la coalición de gobierno, que estaría integrada por la U, el Partido Conservador y Cambio Radical.

Pero Arias no descarta ninguna fuerza. Incluso, cuando se le pregunta por el PIN, partido entre cuyos orígenes está Convergencia Ciudadana, que en 2006 fue considerado uno de los miembros de la bancada de Gobierno.

La respuesta de Arias no cierra las puertas: “(...)Todos los sectores que crean en estas ideas y que no tengan incompatibilidades éticas deben hacer parte de la coalición. Hay que mirar cada caso individualmente, pero no hay que estigmatizar a las personas simplemente porque tengan un rótulo”.

5. Coalición en torno a Santos

“Lo que pido es que votemos por un liderazgo que no nos haga saltar al vacío. Aunque la mayoría de mi gente tiene más afinidad con Juan Manuel Santos, yo tengo que quedarme en mi partido Conservador, porque honré mi palabra, participé de una consulta y adquirí un compromiso. (...) Juan Manuel Santos es mi amigo, lo respeto y puede conducir a Colombia”.

Andrés Felipe Arias le pidió a su partido, sobre todo, no generar fracturas con la U. Y como mensaje de unidad de todos los que puedan hacer parte de la coalición, retiró la demanda contra Noemí Sanín. Pero las intenciones de Arias no están muy definidas en torno a la candidata de su partido. Cuando se le pregunta si hará campaña a favor de Sanín, su respuesta es asumir una “prudente distancia”, como lo dijo en entrevista con La FM, y como se lo dijo a los parlamentarios que lo propusieron como jefe de debate de Noemí.

Incluso, la propia Noemí Sanín, en declaraciones a Radio Caracol, aceptó el gesto de “reconciliación” que tuvo Andrés Felipe Arias, pero le aclaró que él no puede hablar de una coalición en torno a otro candidato distinto al del partido Conservador: “(Arias) no pudo haber dicho que pide apoyo para la segunda vuelta porque nosotros vamos a pasar a segunda vuelta”, dijo Sanín.

6. Consolidarse como el líder natural del conservatismo

“Lo único que quiero es seguir trabajando por la renovación del Partido Conservador, que vuelva al poder, pero que haga parte de una coalición. No estoy buscando posiciones”

Aunque Andrés Felipe Arias asegure que no está buscando posiciones en el conservatismo, sabe que representa una tendencia fuerte en la colectividad. Tiene el respaldo de más de un millón de electores y sabe que si Noemí Sanín no pasa a la segunda vuelta, las bases del partido lo pueden ungir como orientador de los conservadores. Y allí puede consolidar su tesis de la coalición en torno a la seguridad democrática y erigirse como uno de los presidenciables para 2014.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.