Viernes, 9 de diciembre de 2016

| 2015/08/08 22:00

Armando Carabalí

El sacerdote de la parroquia de La Sagrada Familia de Cali le dio un puño en la cara a un joven de un lavadero de carros que, según el religioso, no había hecho bien su trabajo. Los representantes de Dios en la Tierra no están para eso.

Armando Carabalí

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.