Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 8/19/2006 12:00:00 AM

Doloroso autogol

La elección de Ramón Jessurum (foto) como presidente de la Dimayor y nuevo vicepresidente de la Federación Colombiana de Fútbol cayó como un baldado de agua fría al gobierno, a los jugadores y a todos los que quieren una renovación de este deporte. Para los que no lo recuerdan, Jessurum fue vicepresidente durante el cuestionado período de Álvaro Fina, que dejó la Federación y la selección sumidas en una profunda crisis en lo deportivo y en lo financiero. Las presiones y amenazas que Jessurum hizo a los jugadores del Junior a finales del año pasado para que no apoyaran la huelga de jugadores y para que no exigieran sus derechos deportivos hacen parte del dossier que la OIT está estudiando a raíz de la demanda que la agremiación de futbolistas colombianos (Acolfutpro) hizo en el nivel internacional para hacer respetar sus derechos laborales. La escogencia de Jessurum demostró que los dirigentes del fútbol no piensan en Colombia sino en sus propios intereses.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.