Jueves, 8 de diciembre de 2016

| 2009/04/18 00:00

El florero de Llorente de la Corte

El florero de Llorente de la Corte

Tras cuatro meses de fallidos intentos para elegir al nuevo presidente de la Corte Suprema, ya parece estar claro el motivo de su división. Se trata de la candidatura del magistrado Alfredo Gómez Quintero. El reglamento de la Corte obliga a que su Presidente sea elegido con los votos de al menos 16 de los 23 magistrados. Gómez tiene 12 votos cautivos que no le alcanzan para salir elegido, pero tampoco permiten que otro sea el triunfador. En la Corte le reconocen sus dotes como jurista y consideran que no le tiembla el pulso para poner la cara en fallos como el que negó la extradición a un militar ya condenado en Colombia. Sin embargo, el sector de magistrados que no quiere elegirlo cree que no tiene el tacto para llevar la vocería del tribunal en estos tiempos tan movidos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.