Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 2006/03/11 00:00

El holandés en la guerra colombiana

Después de 2.609 días de servicio en el Ejército Nacional, el soldado profesional David Bohn Cossio presentó su renuncia, el pasado 28 de febrero. El joven de nacionalidad colombo holandesa que abandonó dos becas en Holanda para entrar a esta institución porque “quería conocer la realidad de la guerra en Colombia”, se retiró en solidaridad con el comandante Reinaldo Castellanos. En su carrera militar, el soldado perteneció al Comando de Fuerzas Especiales, combatió en el sur de Bolívar y estuvo en el Batallón Colombia de las Naciones Unidas en el Sinaí. En su carta de renuncia aduce su decepción por las “vergonzantes conductas protagonizadas por el Ejército... que ya no me permiten llevar mi frente en alto” y define a Castellanos como un “ícono del liderazgo militar colombiano”. Después de que su dimisión se haga efectiva, Bohn regresará a Holanda donde escribirá un libro sobre su experiencia en el Ejército.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.