Martes, 2 de septiembre de 2014

El padre del comunismo

| 2013/03/08 00:00

El padre del comunismo

En 1983, publicar una portada con la cara de Karl Marx era, por decir lo menos, atrevido.

En 1983, publicar una portada con la cara de Karl Marx era, por decir lo menos, atrevido. Como hoy, en ese entonces no era exagerado pensar que si no hubiera sido por el filósofo alemán, la historia habría sido distinta. Su lucha había sido intelectual, pero los efectos de su obra se tradujeron en regímenes totalitarios, baños de sangre y uno de los conflictos que más marcaron la historia del siglo XX: la Guerra Fría. Hace 30 años la humanidad vivía una de las fases más oscuras del enfrentamiento entre comunismo y capitalismo. Desde un polo, Estados Unidos y sus aliados defendían un planeta democrático regido por el libre mercado. Desde el otro, los países liderados por la Unión Soviética consideraban al comunismo el único camino hacia una sociedad justa. En el corazón de esta última tesis estaban las enseñanzas de Marx, por lo que SEMANA se propuso medir su validez en un informe especial de varias páginas titulado ‘Marx, ¿vivo o muerto?’. La conclusión iba en dos direcciones: mientras su crítica al capitalismo salvaje y a la teoría del libre mercado parecía justificada, el comunismo, en la práctica, había demostrado que estaba destinado a fracasar.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Otras Publicaciones

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×