Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/22/2008 12:00:00 AM

Funcionaron las alarmas

Hace 14 años, la comunidad de Belalcázar (Cauca) vivió una de las tragedias más grandes de la historia del país cuando un terremoto ocasionó una violenta avalancha sobre el río Páez, con un saldo de 1.100 personas muertas y miles de millones de pesos en pérdidas. Por lo que se vio la semana pasada el país aprendió de esa trágica experiencia pues en la noche del jueves, el volcán Nevado del Huila hizo erupción y produjo dos avalanchas que dejaron cinco puentes destrozados, más de 25 viviendas afectadas y un colegio. Pero a pesar de la gravedad de los hechos, que tienen en alerta roja a toda la zona, esta vez no hay reporte de víctimas humanas, hay una persona desaparecida.
 
Según informó el presidente Álvaro Uribe, el buen funcionamiento de las alarmas y los sistemas de emergencias ayudaron a la pronta evacuación entre los municipios de Belalcázar y Nátaga (Huila). Aunque parece haber un control de la situación, las autoridades están alerta y por eso han pedido la colaboración por parte de la comunidad.
Aun así, las alarmas en todo el país están encendidas, no solo en la región del Huila, sino por la ola invernal que azota a 25 departamentos. Según cifras oficiales, ya hay 509.741 personas afectadas, 306 viviendas destruidas y 40.591 averiadas. Hasta la fecha, se había registrado 280 emergencias en 221 municipios.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.