Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/1/2008 12:00:00 AM

Kendon McDonald

El sábado 23 de febrero estaba invitado a un evento en el restaurante Pasiones de Cali. En la tarde, cuando sus amigos y anfitriones notaron que se demoraba en llegar, fueron hasta el apartamento donde se alojaba y lo encontraron muerto. Este irlandés, que llegó al país tras leer Cien años de soledad para conocer Macondo, fue el chef y crítico más ácido y reconocido de la cocina colombiana. Sus columnas de opinión, en más de siete medios, como Jet Set, El Tiempo y Diners, y más de 15 programas radiales, fueron motivo de acreditación de muchos platos y restaurantes, así como de banderillas negras para otros. Comenzó a escribirlas en La Nota Económica en 2001 bajo el seudónimo de Monsieur Le Tangerine. El país lo conoció por proponer el debate sobre la bandeja paisa: McDonald sostenía que no era un plato tradicional sino un producto prefabricado por restauranteros antioqueños. De 47 años, duplicaba sus jornadas de trabajo como asesor de restaurantes. Además les dio el impulso y la sazón a varios encuentros y festivales gastronómicos. Publicó los libros Mi cocina y Sabores de Colombia. Hace 22 años llegó a Colombia sin hablar ni una pizca de español. Dictó clases de inglés por un tiempo hasta que fundó su propio instituto. Se formó como chef gracias a los viajes y a los cerca de 4.000 libros de culinaria que tenía en su biblioteca. Estudiaba las diferentes versiones de los platos típicos y buscaba institucionalizar algunos, como el ‘sudao’. En 2006 recibió la ciudadanía colombiana de manos del presidente Uribe. Sentía un gran orgullo de ser colombiano y un compromiso innegable con este país.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.