Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 2005/04/10 00:00

La maldición de Diana

La maldición de Diana

En el Reino Unido se dice en broma que Diana regresó del más allá para amargarle la vida a su eterna rival.

Desde que en febrero se anunció que el príncipe Carlos finalmente se casaría con su amante de toda la vida, Camilla Parker Bowles, una fuerza oscura parece haberse encargado de obstaculizar todos los preparativos. La mala suerte ha llegado a tal punto que muchos bromean diciendo que Diana volvió del más allá sólo para amargarle la ocasión a la que fue su eterna rival. Primero fue la discusión sobre si el heredero al trono podía casarse en una ceremonia civil. Luego vino el anuncio de la reina Isabel, madre del novio, de que no asistiría a la boda. A esto se sumó la incertidumbre sobre el sitio en que debía celebrarse la ceremonia, que finalmente se decidió en una sencilla sala del ayuntamiento de Windsor. Lo último fue el cambio de fecha, que a última hora hubo que postergar para no coincidir con el funeral del Papa, en lo que muchos ven un signo extremo de mala suerte. Finalmente, los amantes eternos se casaron en una ceremonia de extrema sencillez, totalmente alejada de la que en 1981 protagonizó Carlos junto a la recordada Diana. El colmo del mal agüero: la nueva fecha coincidió con el tercer aniversario del entierro de la reina madre, abuela de Carlos, quien nunca aceptó a Camilla.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.