Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/24/2010 12:00:00 AM

Óscar Morales

Fue el principal promotor de la marcha del 4 de febrero de 2008 contra las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc). Actualmente, es un conferencista internacional que habla frecuentemente con Mark Zuckerberg, dueño de Facebook, es amigo de Jack Dorsey, creador de Twitter, y se ha relacionado con las directivas de Google en Londres. Óscar Morales Guevara, creador del grupo en Facebook ‘Un millón de voces contra las Farc’, se convirtió en una figura del mundo de las redes sociales. Nació en 1974 en Manizales, pero se crió en Barranquilla. Estudió Ingeniería Civil en la Universidad del Norte y comenzó a trabajar en el Sena desde 2003. Pero “a los 33, a la edad de Cristo, se dio el gran cambio”, afirma. En efecto, a esa edad creó el grupo en Facebook que pondría a cerca de 12 millones de personas a protestar contra las Farc. En septiembre de 2008 creó la Fundación Un Millón de Voces y por esa época fue contactado por el gobierno de George W. Bush, que se mostró interesado en esa masiva convocatoria. Gracias a sus nuevas relaciones, viajó a California a los cuarteles de Facebook a dictar una conferencia sobre la marcha. También viajó a Nueva York para dar charlas en la Advertising Week y en una cumbre de movimientos juveniles. Google lo invitó a Londres para ser panelista en el foro Zeitgeist. Después volvió a esa ciudad como consejero del foro One Young World. Actualmente es fellow del instituto George W. Bush, en Texas. Morales cree que ha logrado un importante reconocimiento como defensor de los derechos humanos “sin querer queriendo”.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.