Viernes, 9 de diciembre de 2016

| 2007/06/16 00:00

Pasó la tormenta...

Las contundentes mayorías uribistas en el Congreso funcionaron perfectamente este martes. Se alinearon a favor del ministro de Defensa, Juan Manuel Santos, para evitar la moción de censura que trató de acomodarle la oposición. Santos se defendió como un león en tres largos debates, de las denuncias que le formularon –interceptaciones telefónicas, declaraciones imprudentes sobre Venezuela y un complot contra Ernesto Samper en 1997– y logró algunos apoyos inesperados. Unos de talla mundial, como Gabriel García Márquez y Felipe González –que le bajaron el tono al cuento de la conspiración contra Samper–, e incluso dos de la oposición: Horacio Serpa y Alfonso Gómez Méndez, cuyos testimonios supo canalizar el Ministro a su favor. Al final barrió: 168 votos a favor y 63 en contra.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.