Jueves, 19 de enero de 2017

| 2003/10/06 00:00

Rafael Antonio Niño

Rafael Antonio Niño

Hace 20 años este ciclista, nacido en Cucaita (Boyacá), colgó la bicicleta con la que logró convertirse en uno de los mejores deportistas de la historia del país: extraordinario escalador, magnífico para el terreno llano, ganó seis vueltas a Colombia y cinco clásicos RCN. Hoy, a sus 51 años, pasa su tiempo entre Bogotá, donde tiene su casa, y Yopal, en donde entrena al equipo juvenil del departamento de Casanare. Vive con su esposa, Blanca Nubia Herrera, con quien tiene tres hijos, la mayor de las cuales cumplió 19 años y es estudiante universitaria. "Quise darles a mis hijos la educación que yo no tuve, dice este hombre de hablar sencillo: Yo siempre tuve conciencia de lo efímero de la fama. Por eso, ahora que pocos me llaman, me siento tranquilo, no me inquieta el anonimato". A la pregunta de qué hubiera sido de la vida profesional de él si hubiera nacido en las épocas en que los ciclistas colombianos participan en la Vuelta a España o el Tour de Francia responde: "Cada uno vive su tiempo. El tiempo pasado fue el mío, el que viví a plenitud, con la satisfacción de haber hecho las cosas bien", dice, mientras mira las llanuras del oriente

colombiano.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.