Domingo, 22 de enero de 2017

| 2001/07/30 00:00

Un artista jamás mataría a un toro

El senador Camilo Sánchez Ortega defiende su proyecto de ley para evitar que los toros mueran en las corridas.

Un artista jamás mataría a un toro

SEMANA: Con tantos problemas que tiene el país y usted preocupado porque matan a los toros en las corridas.

Camilo Sánchez Ortega: ¿No le parece a usted que ese es un problema grave? ¿Por qué defender un espectáculo en el que se mata a un animal? ¿Eso no es barbarie?

SEMANA: Para muchos es un arte.

C.S.O.: ¿Arte? Cuando usted va a una corrida hay un espectáculo previo que es llamativo, los pases con el capote también son muy estéticos pero cuando el torero entra a matar la mayoría de la gente mira hacia el cielo.

SEMANA: Algunos. Porque para otros la muerte es la esencia de la fiesta brava.

C.S.O.: Si quieren ver muerte que se vayan para el Caguán. Sólo a los que les gusta la sangre les gusta la muerte. Un artista de verdad jamás mataría a un toro.

SEMANA: ¿Sabe cuánta gente que vive de la fiesta brava podría salir perjudicada?

C.S.O.: Es que yo no pretendo acabar con la fiesta. Yo lo que busco es que a los animales se les indulte después de la faena como ocurre en la gran mayoría de países. Sólo hay ocho donde a los toros se les da muerte. En los demás no existe esta barbarie.

SEMANA: Su propuesta se hace al arrancar la campaña electoral. ¿Es fácil llamar la atención con un tema tan controversial?

C.S.O.: De ninguna manera buscaba eso. El proyecto fue presentado hace mucho tiempo. Este país es muy raro: soy el presidente de la comisión tercera, que trata los temas económicos. Allí hemos tocado casos de mucha trascendencia, como el que acabo de denunciar con la pérdida de más de 35.000 millones de pesos con una concesión y ese tema si no inmutó a los medios.

SEMANA: ¿Cómo explica esto?

C.S.O.: Porque es un tema que afecta a unas élites. Por eso es que es noticia porque hay unos señores que viven de este negocio y se preocupan de que se les dañe. Que siga el negocio pero hay que quitarle la barbarie.

SEMANA: ¿No le da miedo colocarles banderillas a las élites?

C.S.O.: Al contrario, se lo merecen. Porque por culpa de gran cantidad de sus miembros y por nuestro comportamiento de animales dóciles es que está pasando lo que está pasando en el país.

SEMANA: ¿Habla como si usted no perteneciera a las élites?

C.S.O.: Soy un congresista que representa diferentes sectores, entre otros los defensores de animales. La democracia es sencilla: a los que les gusta mi propuesta votan por mí y a los que no pues lo harán por otro.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.