Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 2007/07/28 00:00

Un candidato, una finca, una banda de sicarios

En su versión a la justicia, varios miembros de una banda de sicarios que operaba en Santander aseguran que se reunían en una finca de Didier Alberto Tavera, uno de los candidatos más fuertes para la Gobernación de Santander.
Tavera, del partido Convergencia Ciudadana, apareció en la escena pública hace pocos años como secretario de desarrollo social y luego de Gobierno de la administración departamental de Hugo Aguilar Naranjo.
Desde ese momento su nombre ha sido centro de debates. Primero porque su padre tuvo vínculos con el narcotráfico, y luego por lo anticipado de su campaña que casi completa un año.
El candidato ya tuvo una reunión con la Fiscalía, que lo citó para conocer más detalles de lo que sucedió en su propiedad. Tavera dijo a Votebien que en el tiempo en que esta banda aterrorizó la región donde está su finca, él estuvo concentrado en el servicio público, y la persona que tenía a cargo nunca le informó nada fuera de lo normal. Mientras las autoridades investigan la colaboración de otras personas con estos criminales, estos hechos serán, sin duda, un elemento más de debate en torno al candidato.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.