Lunes, 16 de enero de 2017

| 2010/04/02 00:00

Volar con el sol

Volar con el sol

En una apuesta que tiene un poco de Ícaro, algo de Julio Verne y mucha tecnología, el aeronauta suizo Bertrand Piccard pretende darle la vuelta al mundo en un avión impulsado sólo por energía solar. Este fin de semana este hombre, que logró darle la vuelta al mundo en globo aerostático sin escalas, hará los primeros vuelos sobre el Solar Impulse, un avión de apenas 1.600 kilos que con una envergadura de 63 metros tiene más de 11.000 células solares que alimentan cuatro motores eléctricos. La idea es almacenar energía de día para alimentar los motores en la noche, e imaginar así un vuelo perpetuo, limitado sólo por la resistencia de los pilotos. Si las pruebas son concluyentes, en las próximas semanas el equipo de Piccard tratará de volar 36 horas, y en unos meses cruzar el Atlántico antes de dar la vuelta al mundo en 2012.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.