Lunes, 23 de enero de 2017

| 2001/04/16 00:00

Willington Ortiz

Los aficionados al fútbol no olvidarán ese número 7 de endiablada gambeta que dejaba regados por el campo a los defensas rivales

Willington Ortiz

Los aficionados al fútbol no olvidarán ese número 7 de endiablada gambeta que dejaba regados por el campo a los defensas rivales. Debutó profesionalmente en 1972 con el conjunto de los Millonarios, y salió campeón y mejor jugador del año. Jugó fútbol hasta 1988, año en que se retiró defendiendo los colores del América de Cali, equipo con el que fue subcampeón durante tres años consecutivos de la Copa Libertadores. “Uno de mis mejores momentos lo viví en 1981. Cuando jugaba la Copa Libertadores con el Deportivo Cali enfrentamos al River Plate y le ganamos aquí y en Buenos Aires, marcando yo los dos goles”. Con la Selección Colombia tuvo su mejor desempeño en la Copa América de 1975 cuando quedaron subcampeones. “Retirarse es muy duro, unas veces se añora jugar y otras retirarse, además las condiciones económicas cambian”. Fue técnico de una Selección Colombia sub-17, y la sacó campeona del torneo Odesur. Actualmente se dedica a enseñar a los niños en su escuela de fútbol y es comentarista en un programa radial. “Me gustaría ser recordado como un gran jugador de fútbol y alguien que aportó mucho para que este deporte creciera en nuestro país”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.