Domingo, 11 de diciembre de 2016

| 2006/12/02 00:00

LIZZETTE OCHOA

Con su valerosa denuncia por la golpiza que recibió de su esposo Rafael Dangond hace cuatro meses, se convirtió en la heroína de la lucha contra el maltrato intrafamiliar. Al perdonarlo envió un mal mensaje a las muchas mujeres que sufren este peligroso flagelo.

LIZZETTE OCHOA

Con su valerosa denuncia por la golpiza que recibió de su esposo Rafael Dangond hace cuatro meses, se convirtió en la heroína de la lucha contra el maltrato intrafamiliar. Al perdonarlo envió un mal mensaje a las muchas mujeres que sufren este peligroso flagelo.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.