Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 2007/11/17 00:00

“Nada más lindo que evitar la violencia”

La actriz Florina Lemaitre habló con SEMANA sobre las causas y las consecuencias de la pelea que tuvo con una motociclista en Santa Marta.

“Nada más lindo que evitar la violencia”

SEMANA: ¿Qué fue lo que pasó como para que perdiera el control y tomara un papel de ‘mala’?
Florina Lemaitre: El miedo. Por un momento sentí que me iba a morir, y que si eso no pasaba, mi vida iba a cambiar totalmente. Cuando iba a pasar la calle, casi me atropella una moto que venía en contravía.

Semana: Y eso justifica agredir, minutos después, a Doris Varón, quien iba manejando la moto?
F.L.: No quiero referirme más a ese hecho tan penoso. Como figura pública siempre he creído que las dificultades están llenas de oportunidades, y este desafortunado incidente me ha dado la oportunidad para reflexionar sobre mi gente, mi país y sobre mí misma.

Semana: Digamos que se sobreactuó.
F.L.: Estaba muy asustada.

Semana: Pero usted se ve muy tierna como para dar una cachetada tan dura.
F.L.: Creo que no fue tan dura.

Semana: Pero a Doris Varón le dieron ocho días de incapacidad y dice que le desencajó la mandíbula.
F.L.: En eso no quiero opinar, porque ya no importa lo que yo diga. Quiero que ella y yo estemos tranquilas. Fue un acto feo para las dos, ya le pedí perdón y de nuevo le deseo lo mejor, todas las flores, para que esté bien. Nada más lindo que rechazar la violencia. Esto también lo hago como un ejemplo para el país, para que sepamos que podemos perdonar, buscar el equilibrio.

Semana: ¿A usted la han cacheteado en la vida real?
F.L.: No. En escena me han pegado muchas, pero no duelen. Una de verdad sí, porque lo que duele es el orgullo.

Semana: Pero usted quedó ante las cámaras como una persona hostil, grosera...
F.L.: No soy así. Me incomoda la injusticia. Eso de que uno pueda meterse en contravía, que eso sea visto como normal y que mueran personas por eso, como ocurre a diario en Santa Marta y en otras ciudades, no es normal. Eso de infringir la ley me incomoda muchísimo

Semana: ¿Por qué un incidente personal, termina por trascender hasta convertirse en noticia nacional?
F.L.: Yo también estoy impresionada. Si eso no hubiera pasado, también habría resuelto la situación hablando, pidiendo perdón.

Semana:¿Qué reflexión le queda de todo este incidente?
F.L.: He aprendido que la verdad se lleva internamente, pero también vi lo fácil que es desfigurarla. Sobre todo aprendí lo importante que es ofrecer disculpas, perdonar y olvidar. Así seguiré madurando cada vez más en mis experiencias, por injustas o incómodas que ellas sean.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.