Jueves, 8 de diciembre de 2016

| 2010/03/06 00:00

"Yo no me desnudaría para hacer política"

Esta semana, cuando termina 'Las muñecas de la mafia', Amparo Grisales habló de la serie, de política y de empelotadas en víspera de elecciones.

"Yo no me desnudaría para hacer política"

SEMANA: ¿Cómo así que usted, que ha hecho los desnudos más famosos del país, está en contra del desnudo político?

AMPARO GRISALES: Estuve en un almuerzo en el que me mostraron la campaña de una amiga mía que promete desnudarse si llega a la Cámara. Si ella está peleando por los derechos de la mujeres, ella misma se está usando para lograr un fin, y eso no lo comparto.

SEMANA: ¿Si fuera por desnudarse, usted ya habría sido senadora?

A.G.: Están tomando el desnudo muy a la ligera. Ahora hay actrices, modelos, reinas y mujeres muy hermosas que quieren llegar a la política por su cuerpo. El desnudo es un arte, y es una lástima que alguien inteligente, que tiene grandes ideas, la terminen identificando como la que se empelotó para llegar al Congreso.

SEMANA: ¿Y usted por qué no se lanza a la política?

A.G.: El día que lo haga, me lanzo... pero a la Presidencia...

SEMANA: ¿No será que le da rabia de no haber hecho lo mismo?

A.G.: Para nada... yo tengo lo mío, y me daría hasta para la reelección.

SEMANA: ¿Usted apoyaba la reelección del Presidente?

A.G.: Él hizo un trabajo fantástico, tuvo cosas buenas y malas, pero es tiempo de que en este país tan creativo lleguen otros a hacer lo suyo, a arreglar las cosas malas.

SEMANA: ¿A qué político le gustaría desnudar?

A.G.: A todos, y me gustaría ponerles en una portada, a ver cuál se salva.

SEMANA: ¿Cuál cree que tiene su guardado?

A.G.: No sé, ahí sí me lo pone muy duro.

SEMANA: ¿Qué debe tener un hombre para ser Presidente?

A.G.: Debe tener carisma, honestidad, caballerosidad, entereza, palabra, ser justo, y ante todo, tener gallardía, que es la que no tuvo Pastrana cuando perdió.

SEMANA: Esta semana, que se acaban ‘Las muñecas de la mafia’, ¿no cree que hay un exceso de este tipo de series?

A.G.: Ya hay que pararle a eso. Si bien nuestra cultura tenía que exorcizar el narcotráfico, la violencia, tantas vidas perdidas, ya se está repitiendo mucho, hasta los actores. Si un televidente desprevenido se pone a ‘canaliar’, ya ni sabe cuál serie está viendo.

SEMANA: Cómo termina Lucrecia?

A.G.: Es la que mejor librada sale, no termina ni muerta ni en la cárcel, pero termina escondida en otro país, y escribiendo un libro, que es la historia de la serie.

SEMANA: ¿Qué viene?

A.G.: Voy a retomar la gira de la obra de teatro, que tiene mucha cuerda... En televisión tengo varios proyectos y pronto decidiré.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.