Domingo, 11 de diciembre de 2016

| 2016/04/13 18:23

La academia de la mano del crecimiento de la costa Caribe

Hoy las universidades tienen el compromiso de dinamizar el desarrollo de sus regiones con profesionales preparados. En el caso de la Región Caribe, los acuerdos comerciales y portuarios, son solo algunos de los retos que enfrentan las nuevas generaciones.

Grupo de becarios de la UniNorte

Además de ser una región turística por excelencia, el Caribe colombiano tiene hoy unos desafíos mucho más ambiciosos, en parte, porque su posición es netamente estratégica para el intercambio comercial y porque cuenta con los principales puertos marítimos, en donde actualmente se hace la logística para cumplir con la lista de Tratados de Libre Comercio que tiene Colombia con diferentes países.

Pero también, se ha convertido en el polo de desarrollo para un sinnúmero de empresas y de multinacionales, que han decidido trasladar sus sedes a las principales ciudades de la costa para facilitar sus operaciones y su actividad comercial. 

El reto, sin duda, es grande para las universidades presentes en la región, que ahora –con mayor énfasis- deben preparar a su gente para satisfacer la gran demanda laboral e investigativa que requiere esta nueva dinámica, pero con una calidad educativa de alto nivel.

Para el director ejecutivo de la Corporación Empresarial Oriente del Atlántico (CEO), Efraín Cepeda Tarud, “gracias a la academia se han logrado grandes avances en planeación urbana, en los programas y proyectos de alto contenido social, mejoramiento de la infraestructura, incremento de la productividad, competitividad de las empresas y adopción por parte de los ciudadanos a la ciencia, la tecnología y la innovación”.

Grandes contribuciones

Para Jesús Ferro Bayona, rector de la Universidad del Norte, la investigación científica y tecnológica se considera como el insumo más importante de la innovación, la competitividad y el desarrollo económico y social. “Desde esta óptica, nuestra universidad no solo ha aprendido a hacer ciencia, sino que la hemos puesto al servicio de las personas, de la industria, del Gobierno y de la sociedad para mejorar la calidad de vida. Se trata de una investigación con pertinencia, que contribuye con el conocimiento científico a la empresa, el Estado y la sociedad", dice.

"Ante esto, hemos creado dinámicas internas de gestión para llevar a nuestros profesores –que tienen alta formación y experiencia científica- a las instituciones empresariales, especialmente de la región, para definir la intencionalidad de la investigación orientada a la innovación y con pertinencia. Hemos trabajado con todo tipo de empresas en proyectos del sector salud, transporte fluvial, marítimo y terrestre; en logística, metalmecánica, TIC, cementos y para grandes, medianas y pequeñas industrias. Particularmente, en logística, hemos contribuido con nuestros estudios para que los puertos de la costa Caribe tengan una mayor diversificación y que aprendan a manejar sus fortalezas”, asegura Ferro.

Enseñanza de calidad

Es claro que ninguna universidad puede desarrollar investigación e innovación adecuadas si no cuenta con un profesorado especializado y altamente capacitado para orientar cualquier proyecto.

En ese sentido, según el Ministerio de Educación, “tan importante como una planta física adecuada, un excelente programa académico y un buen grupo de profesores, es la existencia de grupos y líneas de investigación para constituirse como universidad. Por eso mismo, en los actuales procesos de acreditación de la educación superior, el ítem de la investigación resulta ser uno de los más importantes”.

Para el caso de la Universidad del Norte, la tarea de formar y atraer profesores de las mejores universidades del mundo ha sido una constante de más de 20 años. “Creamos un fondo para que nuestros docentes pudieran hacer doctorados y maestrías en universidades de Italia, España, Alemania, Inglaterra, Francia o Estados Unidos. Lo cierto es que hoy de los 410 profesores de planta que tiene la Uninorte, 204 ya cuentan con esta formación”, explica el Rector.

La inversión, además de mejorar cualitativamente la docencia, le ha permitido a esta universidad de Barranquilla tener avances significativos en su producción intelectual, no solo en la publicación de artículos en revistas indexadas, sino en la pertinencia de la investigación científica respecto a las problemáticas locales y regionales. Estos proyectos investigativos se desarrollan en conjunto con el Estado y las empresas, lo que significa un valor agregado y un aporte adicional a la perspectiva académica.

Es por ello que la Universidad del Norte es considerada una de las universidades del país más sobresalientes en investigación. Así lo evidencian las más recientes mediciones como la de U-Sapiens, (una clasificación que desde 2010 mide en Colombia las revistas indexadas en Publindex en donde se publican los resultados de investigación), o el Ranking Mundial de Universidades QS, en donde Uninorte es la única de la región Caribe, y una de las 10 primeras, respectivamente.

El talento humano

Las estadísticas de Colciencias demuestran que el nivel educativo del Caribe nacional ha venido creciendo de manera eficiente, hasta el punto de registrar un total de 1.545 programas, entre pregrado y posgrado, en los últimos años, de los cuales 596 pertenecen al departamento del Atlántico, con 304 de pregrado y 292 de posgrado.

Como actor destacado de este crecimiento educativo, la Universidad del Norte cuenta hoy en día con 12.341 estudiantes repartidos en 28 programas de pregrado y 2.500 en posgrado; además de 14 doctorados, más de 50 maestrías y cerca de 100 especializaciones. Dentro de la filosofía educativa de la universidad, se resalta el compromiso social y los esfuerzos por dar oportunidades a jóvenes de bajos recursos.

“Desde hace más de 11 años emprendimos el ambicioso programa de becas ‘Roble Amarillo’, con el que respaldamos a todos aquellos jóvenes brillantes del Caribe que quieren estudiar en nuestra universidad, pero que no cuentan con los recursos para hacerlo. Para tal efecto, empezamos un fondo para apoyar -por semestre- a unos 20 o 25 muchachos en esta formación, con el pago de la matrícula en cualquiera de los programas de pregrado, al igual que la alimentación, el transporte, el material pedagógico y, para quienes no vivan en Barranquilla, hasta la estadía”, dice Ferro.

Actualmente la beca Roble Amarillo es una de las diversas modalidades de beca con las que cuenta Uninorte, ofrecidas según cobertura y beneficio al estudiante, y que se pueden otorgar cada año gracias a recursos propios, de la empresa privada, fundaciones, personas naturales y del Estado. En los últimos 10 años, más de 6.000 jóvenes han sido beneficiados con algún tipo de beca en esta universidad, que es referente para el país en promover alternativas de acceso a educación superior de calidad.

De acuerdo con ello, las universidades están llamadas a formar con excelencia, desarrollar investigación pertinente y aplicable, y general, generar espacios que impacten positivamente el desarrollo de la sociedad. En palabras, de la Ministra Gina Parody, “contribuciones que permitan enriquecer a la población en ese saber y conocimiento, a través de actividades y programas de gran interés”.

En esta línea, Universidad del Norte logró junto a la Gobernación del Atlántico, la Alcaldía de Barranquilla y Colciencias, presentar por casi dos meses de manera gratuita para todos los habitantes del Atlántico, “El Túnel de la Ciencia”, la exposición itinerante de ciencia y tecnología más importante del mundo creada por la Sociedad Max Planck de Alemania. La exposición se abrió el 11 de marzo y va hasta el 1 de mayo, y a la fecha ha logrado congregar a más de 42.000 asistentes entre niños, jóvenes y adultos.

“Decidimos traer el Túnel de la Ciencia junto a nuestros aliados la Gobernación, Alcaldía y Colciencias, porque consideramos que es un salto científico y de conocimiento importante para nuestra región. Con este proyecto, la Universidad del Norte también quiere aportar conocimiento a la región y motivar a los jóvenes a interesarse y ser partícipes de la investigación y el saber”, concluyó el rector de la Universidad.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.