Jueves, 8 de diciembre de 2016

| 2015/11/05 00:00

“Cali tiene la inversión en salud más alta en los últimos 20 años”

Harold Alberto Suárez, secretario de Salud Pública Municipal, hace una radiografía de la crisis del sector salud, aclara la responsabilidad de la Alcaldía y comenta los avances de la entidad en los últimos cuatro años.

La IPS La Rivera trabaja con mamógrafos y equipos técnicos de última generación. Foto: Secretaría de Salud de Cali

SEMANA: ¿Ustedes dicen que esta es la administración que más ha invertido en la salud en los últimos 20 años, entonces ¿a qué atribuye la crisis de la salud que se vive hoy?

HAROLD ALBERTO SUÁREZ: Yo no solo diría de Cali, sino de todo el país. El contexto de esta ciudad es un buen ejemplo para mostrar los factores multicausales que han llevado a la crisis de la salud, no solo al sector público con el Hospital Universitario del Valle, sino al sector privado con el caso de la Clínica Rafael Uribe Uribe. Diría que el problema global gira alrededor de cuatro elementos: el primero, mucha normatividad en salud y los actores del sistema poco la cumplen. Segundo, asimetría de la información. Tercero, la insolvencia económica para sostener el actual modelo de salud y cuarto, el mal uso de los recursos de salud por parte de algunos actores del sistema.

SEMANA: ¿Cuáles son esos actores?
H.A.S.: Primero las EPS no mantienen el flujo de los recursos a los prestadores de salud (hospitales y clínicas). Según la Asociación Colombiana de Hospitales y Clinicas – Achc- a corte a diciembre de 2015, la cartera por servicios prestados a las EPS de 140 hospitales agremiados sumará 5,3 billones de pesos, esto dificulta la operación de cualquier tipo de empresa. Por otra parte, a pesar de que existen normas que reglamentan los giros directos del Fosyga (Fondo de Solidaridad y Garantía) a los prestadores, el proceso no se está dando con la agilidad requerida y genera carteras impagables.

Las instituciones estatales también sienten el peso de verse sometidas a competir con el libre mercado del sistema de seguridad social al tener que operar con una estructura organizacional concebida desde la Ley 100 y demasiado ineficiente. Esto se suma al rezago tecnológico y a las malas administraciones.

SEMANA: ¿Cuál es la responsabilidad de la Alcaldía de Cali en esta situación?

H.A.S.: Nuestra responsabilidad es sobre el primer nivel de atención en salud y que en Cali son las cinco Empresas Sociales del Estado – ESE-, que junto a los centros y puestos de salud suman 91 puntos de atención y que están funcionando bien. El nivel II y nivel III, donde se presenta la mayor presión de la red, corresponde a la Gobernación del Valle.

SEMANA: ¿Qué ha hecho la Secretaría de Salud Pública Municipal para contrarrestar la crisis? ¿Se ha destinado suficiente presupuesto para los hospitales?
H.A.S.: Desde el 2013 se inició un plan de giros desde la Secretaría de Salud Municipal a los hospitales de baja complejidad del nivel I para modernizar el soporte informático, mejorar la infraestructura física, conseguir equipos biomédicos y ambulancias, dotar de mobiliario clínico y fortalecer el programa de hospitales verdes, que a la fecha suman 43.888 millones de pesos. Por prestación de servicios se han entregado 63.989 millones y por saneamiento fiscal 3.500 millones más, que suman 108.378 millones para la red pública. Esta es la inversión en salud más alta de los últimos 20 años en Cali.

SEMANA: ¿Y sobre la crisis del Hospital Universitario qué se ha hecho?

H.A.S.: Al HUV, pese a que es un hospital del orden departamental, le hemos entregado recursos para equipos y saneamiento fiscal por 8.817 millones de pesos y para los hospitales de nivel II departamentales como el Mario Correa Rengifo y el Isaías Duarte Cancino les entregamos respectivamente 700 millones y 2.128 millones de pesos. Los presupuestos de la red primaria del año 2011 al 2014 crecieron en un 28 por ciento.

SEMANA: ¿Qué está haciendo la red municipal para atender los pacientes que llegan de la crisis de los hospitales de nivel II y III?
H.A.S.: Es importante aclarar que el proceso de crisis de la red se atiende intersectorialmente entre las Secretarías de Salud Municipal y Departamental. Dentro del plan de contingencia desde el mes de junio de este año declaramos la alerta amarilla para la red municipal con el fin de priorizar la pertinencia de las remisiones, expandir los servicios de urgencias, e incluir en nuestra red pública de nivel uno presencia de médicos especialistas para contrarrestar la crisis en los hospitales de nivel II y III y solicitamos a las EPS garantizar su red alterna de mediana y alta complejidad.

En este proceso de crisis de la red de nivel II y III, se ha visto una participación muy importante de la red privada de instituciones de mediana y alta complejidad que aumentaron su capacidad de atención de urgencias en más del 120 por ciento.

SEMANA: La ciudad no se puede dar el lujo de tener hospitales cerrados, sobre todo en vísperas de la feria de Cali ¿Qué planean hacer?
H.A.S.: Es importante aclarar que la única institución que se cerró fue la Clínica Rafael Uribe y es privada, el Hospital Universitario del Valle opera pero en un 50 por ciento de capacidad. La red municipal está funcionando al cien por ciento y sin problemas y las clínicas privadas vienen absorbiendo el déficit de las camas y servicios cerrados.

De otra parte, a finales de octubre las directivas de la Clínica Rafael Uribe Uribe informaron que se comenzarán actividades de urgencias con 100 camas de hospitalización, más servicios de diagnóstico. Esperamos que se inicie el giro de los recursos que se le adeudan al HUV lo cual permitirá, paulatinamente, garantizar la atención de los caleños y referidos del resto del departamento.

SEMANA: ¿Qué ha hecho la Secretaría de Salud de Cali en estos cuatro años para reforzar los servicios de la red pública de nivel I?
H.A.S.: La Secretaría de Salud Pública Municipal inició un proceso de asignación de recursos para remodelar, adecuar y modernizar la planta física y tecnológica de las cinco ESE de primer nivel. También se desarrolló un sistema que permitirá trasmitir voz y datos entre las instituciones prestadoras de servicios de salud de los tres niveles de complejidad, la Secretaría de Salud Pública Municipal, el centro regulador de urgencias y emergencias del Valle, y los organismos de socorro. El proyecto estará listo en diciembre de 2015 e integrará los softwares de las historias clínicas de las instituciones.

SEMANA: ¿Cómo se palpan los resultados de la mayor inversión?

H.A.S.: Esta administración se propuso disminuir la morbimortalidad evitable e invirtió en vacunas no incluidas dentro del programa ampliado de inmunizaciones del Gobierno Nacional y prevenir enfermedades como varicela, neumococo, hepatitis A, hepatitis B y tosferina neonatal. La iniciativa de modernización tecnológica permitió dotar a la ESE Centro con equipos para el pool de ambulancias y prestación de servicios de partos, odontología, vacunación y consulta externa. Se dotó a la ESE Norte y a la ESE Oriente con dos mamógrafos de última generación para detectar oportunamente el cáncer.

Al Hospital Universitario del Valle se le entregaron equipos biomédicos para los servicios de UCI, urgencias, hematoncológica, pediatría y consulta externa y al Mario Correa Rengifo equipos como electrocardiógrafo, de electro estimulación y ultrasonido, torre endoscópica, entre otros.•

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.