Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 2/24/2015 12:00:00 AM

Un nuevo rumbo para resolver conflictos ambientales en Colombia: los derechos humanos

Resolver los conflictos ambientales desde el enfoque de los derechos humanos garantizará el cumplimiento de obligaciones por parte de la ciudadanía e instituciones.

Colombia es el segundo país con mayor diversidad biológica del mundo. Por su privilegiada ubicación geográfica cuenta con una amplia variedad de ecosistemas, algunos de los cuales son sumamente estratégicos como los páramos, presentes en muy pocos lugares del planeta. 

En las mismas regiones donde están estos recursos, también hay presencia de comunidades urbanas y rurales de campesinos, mestizos, indígenas y afrodescendientes; además de empresas que desarrollan actividades económicas como la agricultura, la industria o la explotación de recursos naturales.

La interacción entre estos distintos actores y sus actividades económicas ha generado disputas frente al uso y control de los recursos naturales y la protección de los ecosistemas considerados estratégicos.

A lo anterior, se suma la presencia de actores armados ilegales, el narcotráfico y los fenómenos ambientales que aquejan al planeta como son el calentamiento global y el agotamiento de la capa de ozono. Todas estas relaciones se conocen con el término de conflictos ambientales.

Es por esto que es importante considerar la resolución de un conflicto ambiental desde el enfoque de derechos humanos, pues así este debe incluir la participación ciudadana, el enfoque diferencial, el tratamiento de actores y la sustentabilidad como elementos orientadores.

Aplicar un enfoque de derechos humanos en las instituciones que tienen a su cargo el respeto y la garantía del derecho a la participación en asuntos ambientales, permite integrar en la función administrativa, los principios éticos y legales inherentes a los derechos humanos.

El objetivo ya no es la satisfacción de necesidades, sino la realización de derechos. Esta distinción es clave. Los derechos implican obligaciones. Las necesidades no.

Por tanto, uno de los objetivos claves de este enfoque es analizar el grado de cumplimiento y aplicación de los distintos instrumentos que se usan para la participación ciudadana en temas ambientales, todo ello con el objetivo de conciliar la preservación de los ecosistemas y la explotación sostenible de los recursos naturales. 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.