Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 2/12/2006 12:00:00 AM

Anticipe su futuro

El valor de la educación universitaria en Colombia hoy, es mucho mayor que el costo de vida. Dentro de 10 años, esta suma podría ser el triple.

Educar a los hijos exige cada día un mayor esfuerzo económico. Los costos de la educación van en aumento por lo que tener Fondos Fiduciarios y Seguros educativos, es una buena alternativa para quienes tienen suficiente disciplina de ahorro. En este momento en el mercado hay opciones para todos los gustos, la liquidez y las necesidades del interesado. Los planes de ahorro programado de las entidades fiduciarias son destinados exclusivamente a costear la educación. La persona fija la cifra que considera necesaria para financiar los estudios y proyecta el monto de las cuotas y el plazo para lograrla. No puede usarla después para otra necesidad. En esta modalidad, la Fiduciaria Davivienda tiene el plan Dafuturo, que consiste en realizar un depósito periódico, para que el tomador construya un capital con el que pueda cubrir los estudios de pregrado del asegurado. También permite que el estudiante reserve los recursos para dos años de posgrado, si así lo quiere. El monto mínimo de ahorro es de 100.000 pesos mensuales. Según Lina Álvarez, gerente de Mercadeo de Davivienda, en el caso en que el aporte sea de hasta el 30 por ciento del ingreso mensual del ahorrador, se permitirá gozar de beneficios tributarios. En la compañía de Seguros Bolívar, ofrece un seguro de vida voluntario que cubre el riesgo de interrupción del programa de ahorro en caso de fallecimiento del tomador. Surgir, de la Fiduciaria Bogotá, es un programa que beneficia a personas hasta los 35 años a través de la financiación de posgrados. La cuota mínima exigida es de 50.000 y puede ser hasta 500.000 pesos mensuales. Si tiene un capital mayor para invertir, una buena opción es contratar seguros educativos que ofrecen algunas compañías de seguros. El objetivo de la inversión es financiar únicamente la educación superior. El pago se hace de una sola vez y puede ir de 30 hasta 50 millones, dependiendo de la edad del estudiante. Royal & Sunalliance, en compañía de Global Education, lidera esta modalidad con el plan Universidad Garantizada. Este seguro le garantiza los recursos necesarios para que el beneficiario realice los estudios durante 10 semestres en la universidad colombiana que desee, sin importar el costo en el futuro. El valor a invertir se determina de acuerdo con la edad del beneficiario y la fecha esperada de ingreso a la universidad. Según Inés Elvira Madriñán, directora del programa para Colombia, "también se puede comprar el seguro por etapas y cancelar por semestres. En este caso, los precios van de tres a cinco millones, dependiendo de la edad del niño. El principal requisito es que el beneficiario no sea mayor de 14 años". Así que, mientras más joven sea el estudiante, más baja será la inversión. Otra aseguradora que ofrece este tipo de servicio es Mapfre, con el plan Su Futuro Seguro, que le permite hacer pausas en el estudio, cambios de carrera y de universidad. Además, da la facilidad de realizar posgrados en Colombia o en el exterior. Cuando se trate de estudiar fuera del país, se reconocerá el valor del promedio semestral de la matrícula de las universidades privadas del país. Sea cual sea la forma como financie la educación de su familia, hay que planear con tiempo la inversión en educación. Por eso, ante la incertidumbre que trae el futuro, es importante evaluar la solidez de la compañía que elija, ya que debe responder por sus recursos a un largo plazo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.