Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/2/1996 12:00:00 AM

BOGOTA COQUETA

UNA CIUDAD DE CONTRASTES
La ciudad que soñamos puede ser construida por todos y cada uno de los bogotanos que vivimos desde hace muchos o pocos años y que hemos nacido aqui o en cualquier ciudad del pais.
Esta capital en la que vivimos hoy tiene muchas caracteristicas agradables, tiene todos los encantos que tiene las ciudades grandes, las metropolis, y por supuesto, tiene los problemas y las dificultades de los lugares donde nos encontramos para vivir personas de diferentes culturas, de distintas tradiciones y diviersas procedencias.
Esta ciudad en la que todos queremos vivir, es la 'Bogota coqueta' que dia a dia hacemos todos los bogotanos con nuestro trabajo cotidiano, con el esfuerzo de cada uno de los que vivimos en esta ciudad que todos reconocemos por el verde de sus montañas, el gris del asfalto y el azul de los cielos.
Bogota coqueta es esa ciudad que soñamos por la mañana con sus ceros tutelares en un borde y el rio Bogota en el otro, es la ciuadad que sabe presentarse ante el mundo como una ciudad competitiva, atractiva tanto para la inversion como para hacer la vida mas agradable de todos los que en ella vivimos.
Bogota coqueta es la ciudad que en la noche, y en medio de su rumba zanahoria, se presenta en el esplendor de su cielo estrellado y el viento que nos azota la cara.
Cultura Ciudadana

UN PASO HACIA EL FUTURO
Cuatro proyectos buscan recuperar el espacio público de Bogotá para dar un paso adelante hacia el futuro.
Algo peor que la bocina ronca que retumba en los vidrios del carro en una mañana congestionada por el tráfico, es la caneca roída por los años que cuelga de los postes empapelados con recortes de periódico. Nada más triste que una banca destruida y abandonada en la mitad de una calle. Nada que hable más de una ciudad que un paradero a punto de derrumbarse y una caseta de teléfono atiborrada de mensajes en marcador. Todos y cada uno de estos elementos: las canecas, las bancas, la señalización, los paraderos, forman parte de lo que se conoce como mobiliario urbano, una de las características más sobresalientes de una ciudad. De la calidad, forma y coherencia de su mobiliario, puede llegar a diferenciarse una población de una metrópoli. De hecho, una banca limpia invita a sentarse, los paraderos bien diseñados a esperar el transporte, las canecas a botar allí la basura y así, una lista interminable de las conductas que un buen mobiliario puede llegar a sugerir.
Y es este uno de los temas en los que la Alcaldía Mayor de la ciudad, a través de la prioriedad de Cultura Ciudadana, está centrando todas sus energías. Porque es en el espacio público en donde queda la primera imagen y de él depende que millones de bogotanos se acerquen un poco más a su ciudad.
Justamente ahora, cuando Bogotá celebra su cumpleaños número 458, la Alcaldía Mayor tiene el firme propósito de hacer de Bogotá una 'Ciudad coqueta'. Un lugar que despierte el agrado de quienes la visitan y de quienes viven ella. Una capital que sea atractiva y competitiva para todos. Y para lograr que Bogotá sea coqueta requiere, de un lado, inversiones la administración para embellecerla y de otro, exige de los ciudadanos una actitud positiva para conservar y proteger estos esfuerzos.
El programa de Cultura Ciudadana tiene para estas fecha de celebración iniciar varios proyectos que contribuirán de una forma decidida al progreso de Bogotá.

LOS REGALOS PARA BOGOTA
El primero de ellos es precisamente la instalación de un nuvo mobiliario urbano que representa un corte con el desorden que tenemos en el espacio público. Una vez finalice el concurso para su diseño, se verán entonces toda una serie de canecas, bancas, casetas telefónicas y un nuevo diseño en los paraderos que contribuirán para que cada ciudadano sienta como suya a Bogotá.
El segundo proyecto consiste en la regulación de la publicidad visual. No es difícil advertir la presencia de avisos de neón, grandes carteles y pancartas que con fines comerciales, políticos o informativos se levantan en frente de edificaciones o en medio de la vía pública. El comercio y los anunciantes han emprendido una carrera contra el tiempo para hacer cada vez más grandes sus avisos, los cuales, poco a poco se han ido apoderando de ventanas, edificios, postes, antejardines y zonas comunes. Una competencia por el espacio, por el lugar más visible al transeúnte, que lo único que ha generado es contaminación y desorden. Es por ello que se hace cada vez más necesaria la reglamentación del ejercicio de la publicidad exterior. Con esto lo que se busca es un uso más respetuoso del espacio público.
El tercer proyecto es la creación de un nuevo modelo de placas esquineras que puedan darle uniformidad en este aspecto a Bogotá. A través de los años las placas esquineras que servían como guía y que permanecían colgadas en las paredes de las calles, han ido desapareciendo y las pocas que se conservan están en muy mal estado. El nuevo modelo las placas serán de un verde oscuro reflectivo, los números y las letras tendrán una tipografía muy particular, todas llevarán el verdadero nombre de la calle y hacia un lado, con color naranja, irá el número y nombre de la localidad que se espera, más adelante, sea el mismo de la zona postal.
Por último, y sin duda uno de los más importantes proyectos, es la inversión que se lleva a cabo en la malla y mantenimiento vial de Bogotá. Aproximadamente, la ciudad cuenta con 10.700 Kmscarril de vías pavimentaclas y 3.500 Kmscarril de vías sin pavimentar.
Según inventario adelantado, en enero de 1996 el 53 por ciento de las vías se encuentra en buen estado, el 29 por ciento en estado regular y el 18 por ciento en mal estado. Entre enero y julio de 1996 la Secretaría tapó 120.000 huecos de un metro por un metro por 0.20cm de profundidad. Además, mediante contratación se podrá atender un poco más del 10 por ciento de la red vial pavimentada y por administración directa es posible atender otro 7 por ciento a través de los programas Operación 24, Hueco a Hueco, Plan 2.000 y convenios con fondos de desarrollo local. Para el próximo año se entregará mediante contratos a largo plazo, financiados con recursos de la sobretasa de la gasolina, algunos tramos de las calles y avenidas para mantenimiento.
Son cuatro ambiciosos proyectos que lo único que buscan es que todo habitante de este rincón del país se olvide de las bocinas, del tráfico, de la caneca roída por los años que cuelga de un poste empapelado de periódico y piense por un momento en La Candelaria, en Monserrate y en tantas calles que, escondidas, guardan un pedazo de la vida de todo bogotano.

LA CARA COQUETA DE BOGOTA
Las flores, la ciclovía y la recuperación de los parques de barrio forman parte de la campaña que la Alcaldía Mayor de la ciudad, adelanta a través de la prioridad Cultura Ciudadana, para celebrar en grande el cumpleaños de Bogotá el próximo 6 de agosto.
Para que un dia en Bogota no amanezca con el cielo opaco, oscuro y pesado por las nubes malolientes que se forman al lado de los carros, nada más eficaz que un ramo de flores luminosas en el balcón de una casa, en la tienda de la esquina, o margaritas sembradas a lo largo y ancho de la grama verde y espesa de un parque de barrio. Gladiolos, geranios, azucenas, rosas, nombres que de por sí le dan un toque de alegría a quienes cruzan de prisa la avenida con el firme objetivo de llegar a las ocho menos cuarto a la oficina y no más tarde. Flores que con sus colores invaden el ambiente y embriagan. Que regalan a millones de personas un color diferente al negro de la contaminación y al gris del asfalto.
Nada mejor para celebrarle el cumpleaños a Bogotá que invadirl de colores que cubran las casas, los andenes, los parques, los balcones, las glorietas y cada rincon que se precie de ser un pedazo de la ciudad. Es por ello que la Alcaldia Mayor de Bogota, a través de Cultura Ciudadana, ha decidido entregar 15.000 plantas a los ciudadanos que en los centros comerciales regalen un piropo para la ciudad. Así, el próximo 6 de agosto, los bogotanos celebrarán con un nuevo aroma el aniversario de la fundación de su ciudad.
Desde ese día se buscará que cada uno de los bogotanos adorne con flores y colores algún balcón o jardín. Y con el sólo hecho de sembrar y crear se participa en 'Una flor para mi jardín', un concurso que tendrá como objetivo premiar el arreglo más novedoso.

MAS PARQUES PARA BOGOTA
Cada flor que se siembre cumplirá con el doble objetivo de recuperar a la ciudad y también al gran número de parques que, abandonados, se pierden entre los barrios de Bogotá. Estos lugares, de cuyos nombres nadie se acuerda, cumplen con el claro objetivo de ofrecer un lugar de encuentro para la familia. Un sitio donde niños y adultos puedan alejarse por unos momentos del cemento para encontrarse con la naturaleza. Y es precisamente por eso, por su importancia para la familia, que los parques de barrio requieren de una atención especial. Necesitan con urgencia programas que los saquen del abandono. De hecho, desde Cultura Ciudadana se preparan varios proyectos en relación con la adopción de parques. Dos o más personas pueden pasar propuestas en las que se aclare qué pueden aportar y qué ayuda necesitan del Distrito para salvar a alguno. Se espera que la empresa privada colabore en la adopción de algunas de estas propuestas.

UNA CICLOVIA PERMANENTE
Pero así como quita el sueño el estado de los parques, es igual de preocupante encontrar un fácil acceso a ellos y a las zonas deportivas en Bogotá. Cada día se hacen más necesarias las vías que ofrezcan todo tipo de medidas de seguridad para los ciclistas, los patinadores y los atletas improvisados que recorren a sus anchas los domingos las principales avenidas de la ciudad. Tal vez una de las propuestas que ha tenido mayor acogida es la creación de una ciclovía permanente. Un proyecto que, a partir del éxito que ha tenido la ciclovía de los domingos a lo largo de sus 20 años de vida, propone la construcción de toda la infraestructura para aquellos que utilizan la bicicleta como medio de transporte. Se trata de una ciclovía que, con el nombre Canal del Arzobispo, se extienda desde el Parque Nacional hasta los humedales del río Juan Amarillo en una longitud aproximada de 20 kms. Dentro del proyecto se contempla la adecuación de canales, la construcción de puentes para ciclistas y para peatones, paraderos, señalizaciones, mobiliario urbano e iluminación permanente. De esta manera, además de articular un gran número de parques y favorecer el desplazamiento de las personas que viven en estas áreas, son los estudiantes de universidades como la Libre, Nacional, Inpahu, Católica, Javeriana, Gran Colombia, Santo Tomás y Piloto los más beneficiados con esta iniciativa.
Y así, con flores, parques y amplias avenidas para el deporte, se acerca poco a poco el día en el que Bogotá no amanezca con el cielo opaco, oscuro y pesado por las nubes malolientes que se forman al lado de los carros.

SEMILLAS PARA CONVIVIR
En la diversidad, en la cercania, entre conocidos y desconocidos, en las bancas de los parques, en calles y carreras, en El Campin, en Monserrate, en bus, busetas, colectivos, taxis y particulares, entre los cerros y el rio Bogota, en esta ciudad en formacion son cada vez mas necesarias unas reglas para convivir.
Bogota es el tipo de ciudad que por ser la capital de la Republica y el centro de negocios y el centro de negocios, industrial y academico mas importante del pais en ella cada año llega un mayor numero de personas procedentes de todas las ciudades, pueblos y municipios. Cada vez hay mas diversidad de acentos, costumbres y culturas y menos personas que hayan nacido en Bogota y como consecuencia, cada vez menos personas que sientan la ciudad como suya.
Y cuando una ciudad se convierte en metropolis, es fundamental acordar unas reglas de convivencia para que esa diversidad y ese intercambio de culturas, en vez de ser un aspecto negativo sea una de las caracteristicas mas sobresalientes y positivas de la ciudad. Esas reglas son necesarias para saber como comportarse y que esperar del comportamiento de los demas. Para saber cuales son los limites que no debemos transpasar y las sanciones que, en caso de hacerlo, se pueden recibir.
Por la importancia y la necesidad de esas normas, la Alcaldia Mayor de Bogota invita a los ciudadanos a emprender un proceso colectivo de construccion de reglas para convivir. Los temas que se tratan van desde las relaciones entre vecinos, el uso del espacio publico, la segurida y la prevencion del delito, hasta la salubridad publica, el medio ambiente, los mecanismos del participacion en los asuntos publicos, la aplicacion de formas alternativas de resolucion de conflictostos, el transito de personas y vehiculos, y los jovenes de la ciudad.
Para participar en este proceso usted puede organizar semilleros de convivencia, que son reuniones de personas interesadas en hacer propuestas de reglas para convivir sobre un tema especifico, Estos semilleros pueden ser organizados por cualquier grupo de ciudadanos en colegios y universidades, en organizaciones gremiales y civicas, en barrios y localidades sobre temas de interes. Para ello cuenta con una metodologia para la deliberacion, moderadores, relatores y guias de discusion ofrecidos por el programa de Cultura Ciudadana.
Sin embargo, si se prefiere hacer un ejercicio individual de reflexion y elaboracion de propuestas los buzones de adpostal distribuidos en toda la ciudad y la linea 5 No. 5088080, estan a disposicion para enviar propuestas de arrglos. Por su parte, la Alcaldia Mayor convoca semilleros distritales de convivencia sobre diversos temas, en los que participan autoridades y representantes de gremios productivos y de otros grupos de interes, que tiene reconocida influencia en la ciudad sobre el tema de convivencia puesto en discusion. Semillas que poco a poco iran creciendo hasta que llegue el dia en que el arbol de la convivencia florezca.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.