Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/10/1997 12:00:00 AM

COMO NOS VE EL MUNDO


Joe Toft fue director de la DEA en Colombia hasta el año 1995. Despues de su retiro ingresó al sector privado.
JOE TOFT, EL CONTROVERTIdo ex director de la DEA en Colombia que levanto una polvareda a su partida al sentenciar al pais como una 'narcodemocracia', no ha hablado con ningún medio de comunicaciún del país desde entonces. SEMANA lo entrevistó.

SEMANA: Usted fue la primera persona que dijo que la eampaña del presidente Samper recibio dineros del cartel de Cali. La evidencia en sus manos le permite decir que el dinero entro, no que entro y que el Presidente sabía.

JOE TOFT: Me parece muy dificil creer que haya alguien que todavia dude que el presidente Samper sabia que el cartel de Cali estaba contribuyendo a su camapaña. De hecho la evidencia recogida fuertemente sugiere que el no solamente sabia sino que aprobó el hecho.

SEMANA: El Washington Post insinuo que fue usted quien grabo los famosos narcocasetes. Otros dicen que usted los distribuyo pero los recibio de otra persona. ¿Cual es la verdad?

J.T.: No recuerdo que el Washington Post insinuara que yo grabe los narcocasetes. Pero para que quede claro, quiero decir que no tuve nada que ver con su grabación. Me entere de su existencia despues de que fueron entregados a la embajada de Estados Unidos por parte de un ciudadano colombiano que no quiero identificar. No hice nada al respecto hasta que me di cuenta de que el gobierno Gaviria no iba a hacer nada y me di cuenta de que Samper se estaba preparando para referirse a su existencia y lavarse las manos como si no hubiera hecho nada. Esto, ademas del hecho de que era evidente que el gobierno de Estados Unidos y otros gobiernos tan solo pensaban sentarse en la barrera a observar, me hizo sentirme enfermo. Fue en este punto en que decidi revelar este hecho ante la gente de Colombia. Por lo tanto, le di copias de los casetes a un periodista americano y uno colombiano. Tiempo despues, al ver que el presidente Samper estaba enterrando exitosamente el tema, decidi que esa farsa no podia continuar y me retire de la DEA, dandole a QAP una entrevista a partir de mi salida de Colombia para reabrir el tema. Esta fue una decisión muy dura porque yo realmente disfrute el trabajo con la DEA y creia en mi labor. Pero no tengo dudas en cuanto a que tome la decisión correcta.

SEMANA: ¿ Que individuos o figuras de la politica tenian conexiones con la mafia cuyos vinculos no hayan sido destapados por el proceso 8.000?

J.T.: No le he hecho un seguimiento tan de cerca al proceso 8.000 como me gustaria hacerlo, de manera que ni siquiera se cuales son todos los que han sido desenmascarados. Pero aun si lo supiera no podria hacer comentarios mas alla de decir que estoy seguro de ue hay muchos por descubrir, porque este es un tema que mi gobierno considera como material clasificado.

SEMANA: ¿Cree que Colombia sera certificada este año?

T.J.: No se si Colombia sera certificada este año. Pero para mi mucho depende de si la extradición sale con retroactividad y sin micos.

SEMANA: ¿Cree que merece ser certicada?

J.T.: El argumento en favor de una certificación en mi opinión estaria principalmente basado en dos cosas. La primera seria el afirmar que Samper desmanteló el cartel de Cali a partir del encarcelamiento de los capos. Esa es una frase, un chiste malo para quienes saben lo que ha estado sucediendo. El cartel de Cali desde hace varios años se estaba preparando para el dia en que su cupula estuviera en la carcel. El objetivo era que ello sucediera dentro de sus propios terminos, que es exactamente lo que hicieron. Se encargaron de eliminar la extradición, manipularon con exito el nuevo Código Penal para que se ajustara a sus intereses y luego corrompieron y compraron a todos los funcionarios y políticos que necesitaron, hasta las mas altas esferas. El cartel tambien habia participado en negociaciones con el gobierno que se venian dando desde hace varios años en preparación para su eventual entrega. Durante años han estado reestructurando su organización para darle la apariencia de que ellos estaban saliendose del negocio. Todo ello como parte del proceso de legitimizar sus fortunas y de hacer una eventual integración en la sociedad colombiana. El "timing" de los arrestos y las entregas que tanto le ayudaron a Samper en el concierto internacional contribuyen todavia mas al mal olor que desprende todo esto.
El segundo argumento es el tema de la extradición, y pensaría yo que es la clave de la certificación. Le da a Colombia una gran oportunidad de dar un paso gigante en la dirección correcta. Si la extradición se hace en forma retroactiva de tal manera que los capos sean extraditables, la opinión internacional se movera dramaticamente en favor de Colombia, que definitivamente se merecera la certificaci6n. Desafortunadamente, y deseo equivocarme, no creo que esto suceda porque el cartel de Cali no lo va a permitir, a menos que algunos inesperados patriotas actuen enfrentandose al cartel y rescaten al pais de las manos de los narcos. Por eso la respuesta a su pregunta es que sin extradición retroactiva Colombia no merece ser certificada. Pero no culpen de eso a los gringos ni a nadie mas, culpen a Samper.

SEMANA: Antes de su partida usted dijo que Colombia era una narcodemocracia. ¿Cual essu opinion ahora?

J.T.: Tristemente, en verdad nada ha cambiado, Colombia sigue siendo una narcodemocracia. Se han soltado muchas cortinas de humo para tratar de distorsionar la realidad. Sin embargo politica y económicamente los capos todavia estan jalando los hilos claves por detras del escenario. Todavia ejercen una influencia enorme. Sin embargo hay una luz de esperanza que subsiste a traves de la concientización del pueblo colombiano sobre lo que esta pasando. Ojala algunos lideres hones tos y valientes se levanten y traten de llevar al pais por el camino correcto.

SEMANA: Usted vivio en Colombia durante siete años y la conoce muy bien.
¿Cree usted que la crisis politica ha sido positiva o negativa?
J.T.: La gente de Colombia es la que decidira si la crisis politica ha sido positiva o negativa para el pais. La crisis le ha presentado a los colombianos una oportunidad para atraer un cambio positivo a un pais en urgente necesidad de dirección. La pregunta no es si la gente quiere esto, sino mas bien si hay suficientes ciudadanos valientes dispuestos a involucrarse y sacrificarse para llevar a Colombia en dirección al camino correcto

SEMANA: ¿Existe en verdad la narcoguerrilla en Colombia?

J.T.: No hay duda de que la guerrilla se beneficia en forma significativa de la industria ilegal de drogas en Colombia. Durante años se ha visto envuelta en matrimonios de conveniencia con los traficantes a traver de los cuales han proveido a los narcos ciertos servicios tales como protección para los laboratorios, mano de obra, etc. En una escala relativamente menor han participado en el cultivo y en la producción de pasta y base de coca. Sin embargo, hasta donde yo se, y he estado fuera de Colombia durante tres años, las guerrillas no son narcotraficantes internacionales. Lo que quiero decir es que ellos no participan directamente en la distribuci6n internacional de drogas. Su participación es local y una de apoyo a las organizaciones internacionales del narcotrafico.

SEMANA: Si usted pudiera devolver el tiempo, que cambiaría de su esta dia en Colombia?

J.T.: Durante los primeros años en Colombia yo estaba supremamente impresionado por el tamaño de los laboratorios y de las operaciones de droga, por el increible nivel de violencia que existia en el pais. Estaba tan desbordado que no vi mucho de loque estaba pasando detras de bambalinas. Obvie el hecho de que una narcodemocracia estaba naciendo. En algun momento alrededor de 1990 un general de la Policia me dijo que yo estaba asistiendo al nacimiento de una narcodemocracia. Cuando me dijo eso en un principio no entendi del todo lo que me estaba diciendo. Quisiera haherme enfocado desde un principio mas en la corrupción, en el esfuerzo permanente de los narcotraficantes por conseguir control politico y económico del pais.

SEMANA: Sabemos que usted esta escribiendo un libro. ¿Nos puede contar un poco al respeto? ¿Hay revelaciones que tengan que ver con Colombia?

J.T.: Mi libro todavia esta en 12 etapa de planeación. Desafortunada mente mi agenda diaria de trabajo es bastante apretada y yo no he tenido e] tiempo necesario para dedicarselo a. libro. Por eso es demasiado temprano para hablar al respecto.

SEMANA: ¿Cual es su opinion del presidente Samper?

J.T.: Creo que es un hombre con un ego enorme, dispuesto a vender su alma al diablo si eso le ayudara a conseguir sus metas personales. Penso primero en si mismo, antes que en su pueblo y su pais. Los ha traicionado a ambos. Es un manipulador politico muy habil y obviamente un experto en el arte de la supervivencia. Ha logrado mantenerse en el poder a costa de su pais.

SEMANA: ¿Que piensa usted de Colombia?
J.T.: Colombia ocupa un lugar muy especial en mi corazón. Es un pais hermoso con gente maravillosa que ha sufrido mucho. El trafico de drogas, la corrupción y la violencia se han combinado para crear un ambiente canceroso que ha debilitado tremendamente al pais y a su gente. Yo rezo para que de algun modo esta tendencia se invierta y para que los colombianos puedan tener la paz y felicidad que se merecen.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1829

PORTADA

Gran encuesta presidencial

Vargas Lleras arranca fuerte, Petro está estancado, Fajardo tiene cómo crecer y los partidos tradicionales andan rezagados. Entre los uribistas, Ramos se ve fuerte. Y Santos tiene 35 por ciento de aceptación. Gran encuesta de Invamer para Caracol Televisión, Blu Radio y SEMANA.